Resumen, a vuela pluma, de la historia de Xixona

Los primeros indicios de vida humana en el término municipal de Jijona se remontan posiblemente a la prehistoria y están localizados en la zona de la Canal en el alto de la Carrasqueta. 

Los primeros agricultores y ganaderos, hace unos 7.000 años caminaron por el barranc de la Cova Foradada y el Mas de la Cova en la partida de la Sarga y dejando estampadas sus maravillosas pinturas rupestres, muestra de los estilos artísticos: macroesquemáticos, levantino y esquemático sobre los peñascos, aunque por unos centenares de metros ya en el término municipal de Alcoi.

La edad del bronce (2000-1300 aC) está representada a falta de una prospección exhaustiva del término municipal por dos poblados: uno en Abió y otro el Tossal de les Manelludes en la partida de la Canal y la sima del Pinaret del Mas Nou, en una zona de paso entre la costa l’illeta dels Banyets (en Campello) y el interior montañoso.

Poblado ibérico de la ermita de Santa Bárbara

La época ibérica marca la culminación de la ocupación  del territorio en la edad antigua, de la cual hemos de resaltar los grandes poblados de Santa Bárbara y de la Solaneta de Nutxes, posiblemente pertenecientes al período comprendido entre el s. IV aC y el cambio de era.

La solaneta de Nutxes.

Pero, si de esta época poseemos un gran número de restos materiales, de la dominación romana sólo se conserva un fragmento de una inscripción funeraria del s. I dC, aparecida reutilizada en una escalera del casco antiguo y de la que se desconoce su yacimiento.

La época paleoandalusí se caracteriza por la existencia de un poblamiento rural disperso, asentado en altura y en las proximidades de una importante vía de comunicación entre los acuíferos de Alecua y Nutxes, del que sólo se han encontrado sus enterramientos, en los yacimientos de l’Altet, Mas dels Constantins y Cotelles. Tras esta época se produce una discontinuidad en el poblamiento, como así parece atestiguar la falta de yacimientos, hasta la llegada de un grupo de pobladores almohades destinados a repoblar esta zona y a controlar el acceso desde la costa hasta el interior montañoso.

Plazoleta del Castell

Estos almohades llegaron entre finales del S. XII, y comienzos del S. XIII  trajeron un nuevo tipo de fortificación de planta poligonal, con fuertes muros y poderosas torres que se asienta sobre un gran crestón calcáreo de difícil acceso y protegido por una gran torre al norte, su vertiente más débil. Durante el dominio almohade la base económica era la agricultura de secano, aunque también supieron aprovecharse de los riachuelos y de los manantiales para cultivar zonas de huerta. También jugó un papel importante la ganadería y la artesanía el hueso.

Escudo foral de Xixona con las dos llaves signo de entrada y salida del reino de Valencia

Con la firma del tratado de Almizra el 26 de marzo de 1244, entre Alfonso X el Sabio y Jaime I, Xixona pasó a formar parte de la zona fronteriza entre Castilla y Aragón, pasando a ser puerta de entrada y salida al nuevo reino de Valencia. Con la conquista de Biar en 1245 el rey Jaume I declaró finalizada la conquista del reino musulmán de Valencia, pero la sublevación de Al-Azraq señor de un amplio territorio montañoso del interior de la actual provincia de Alicante le devolvió a la dura y cruel realidad. La sublevación de este caudillo no finalizó hasta 1258. Fecha que coincide con el dominio efectivo cristiano de la zona jijonenca. El rey para consolidar esta zona fronteriza tomó una serie de medidas, como: el otorgamiento a Joan de Mur de la alquería islámica de Nutxes, la expulsión de los musulmanes del interior del castillo, el reforzamiento de la torre norte del castillo y así es como nació la famosa Torre Grossa y la concesión de la fortaleza a su primer alcaide, Pelegrí Baldoví. 

Alcazaba del castillo tras su restauración en 2020

A pesar de todas esta medidas la frontera no estaba totalmente consolidada y tras la sublevación de los musulmanes del reino de Murcia (1264-1266) Jaume I volvió a tomar nuevas medidas, así concedió el 10 de marzo de 1267 a Beltran de Vilanova el castillo y la villa de Xixona con la obligación de construir un alcázar en la zona más alta de la fortaleza. 

Para garantizar la llegada de repobladores otorgó el 28 de abril de 1268 una carta de franquicia a los nuevos jijonencos liberándoles de algunas cargas fiscales y posibilitando su asentamiento en el interior de la fortaleza a cambio de garantizar su defensa.

Con la firma del tratado de Torrella en 1304 y el pacto de Elche en 1305 y la incorporación al reino de Valencia de la zona Sur alicantina  Xixona dejó de ser frontera directa con Castilla y el protagonismo del castillo y su valor militar y estratégico comenzó a disminuir. Finalmente será la conquista del reino de Granada en 1492 y la unificación de las coronas de Castilla y Aragón hará que el castillo de Xixona pierda su protagonismo y comience el proceso de deterioro y abandono.

En el siglo XIII al ser villa real pasó a tener representantes en las Cortes del Reino de Valencia. En 1337 participó en las Cortes de Valencia convocadas por Pedro II, rey que se preocupó especialmente de fortificar su castillo en 1338, previendo una invasión musulmana que no se produjo.

Pedro IV el Ceremonioso enterrado en el monasterio de Poblet

En la guerra entre los dos Pedros, cayó en 1364 en manos de Pedro I el Cruel, rey de Castilla, para ser de nuevo conquistada por Pedro IV, el Ceremoniós, quien contó con la ayuda de gentes naturales de Penáguila, Alcoy y Cocentaina, pasando de nuevo a formar parte de la Corona de Aragón.

Durante el S. XV, Jijona amplió su jurisdicción al adquirir a sus señores feudales los lugares de Ibi y Torremanzanas. Ibi permaneció bajo la jurisdicción de Jijona desde 1420 hasta 1629, mientras que Torremanzanas lo hizo desde 1472 a 1794.

Portada de l’Església Vella

Además este siglo fue esplendoroso, ya que se reformó la iglesia de Santa María y la alcazaba y la Torre Grossa del castillo.

En 1520, durante la revuelta social de las Germanías, apoyó al bando popular agermanats, en contraposición al bando nobiliario, por lo que un buen grupo de jijonencos fue ajusticiado y otros tuvieron que exiliarse y repoblar el lugar de Ibi.

Convento de las Monjas de Santa Clara.

A finales del siglo XVI la iglesia de Santa Maria o església vella se quedó pequeña para la población que albergaba la villa por lo que se acordó construir un nuevo templo parroquial. Casi al mismo tiempo se empezó la construcción del convento de la Mare de Déu de l’Orito y del convento de las monjas de Santa Clara, lo que permitieron a la villa contar a mediados del siglo XVII con cuatro instalaciones religiosas.

Tras la expulsión de los moriscos de 1609 algunos jijonencos abandonaron su hogar para buscar un futuro mejor y repoblar antiguas zonas moriscas en las comarcas de El Comtat, La Marina y el Vall del Vinalopó.

Dibujo de Bernat Espinalt 1784

En la Guerra de Sucesión apoyó la causa de Felipe V. Debido a esto, la villa y el castillo fueron atacados por las tropas del Archiduque Carlos de Austria, que obligaron a rendirse a los sitiados en octubre de 1706. Finalmente, la acción de un grupo de jijonencos la reconquistó y volvió a manos felipistas. Por este hecho, Felipe V otorgó a Jijona, a lo largo de 1708, una serie de diez privilegios, entre los que destacan: la concesión de la merced de añadir a sus Armas una “Flor de Lis” y el título de Ciudad. A partir de 1708 fue capital del Corregimiento del mismo nombre, el cual comprendía: la ciudad de Jijona y las villas de Castalla, Biar, Tibi, Ibi, Onil y Elche y los lugares de Torremanzanas, Salinas y Benejama. El Corregimiento de Jijona fue suprimido definitivamente en 1833, con la división provincial. Con el corregimiento podemos decir que alcanzó el culmen en la pirámide institucional y administrativa de la época.

Anagrama de la primera marca turronera registrada. La Colmena. 1898

A mediados del siglo XIX un grupo de jijonencos que fabrican artesanalmente turrones y dulces descubren que el futuro de la ciudad está en convertir esta actividad, hasta este momento complementaria del ciclo agrícola, en la base económica de la ciudad y comienzas a crear algunas sociedades de las que serán herederas las grandes marcas actuales

La Plaça 1898. A la izquierda la fuente monumental

Entre finales del siglo XIX y las primeras décadas del siglo XX se produce una transformación fundamental de la ciudad, puesto que aumenta su perímetro urbano abandonando el trazado medieval con el inicio de la construcción de la actual avinguda de la Constitució y el trazado de la nueva carretera Alicante-Játiva a su paso por Xixona que permite urbanizar la zona de la actual calle Alcoy.

Asilo Hospital Vicente Cabrera. Hacia 1917.

Se dota de los primeros servicios comunitarios: agua potable, un nuevo cementerio en Cañavate, un nuevo matadero municipal, el Cuartel de la Guardia Civil, el asilo Vicente Cabrera y la instalación de la luz eléctrica.

Al fondo se observa la Casa Pósito. 1950

Se renueva la actividad cultural adecuando la casa pósito en teatro, construyéndose el primer cine, fundándose varias agrupaciones musicales y creándose diversos casinos y ateneos culturales. Se construyen las primeas escuelas públicas, el colegio Eloy Coloma.

Membrete de la Sociedad de Socorros Mutuos El Trabajo. Década de 1910

Aparecen las primeras sociedades obreras como la Sociedad de Socorros Mutuos El Trabajo, el Banco Agrícola y la Sociedad El Socorro y se crea el Gremio de Turroneros para defender los intereses de los empresarios turroneros Los artesanos turroneros deciden apostar por la industrialización con la introducción del vapor y de la electricidad como fuerza motriz lo que provoca que la actividad turronera se convierta ya a mediados del siglo XX en la base económica fundamental y esencial de Xixona.

Tras la Guerra Civil española, que supuso un importante parón para la actividad productiva, ya no había marcha atrás y se apuesta vivamente por el sector turronero y se lucha por conseguir la primacía a nivel nacional.

Factoría de Monerris Planelles. Comienzos de la década de 1960.

Entre finales de la década de 1950 e inicios de la década de 1970 la industria turronera se convierte en líder nacional y el tejido industrial crece extraordinariamente hasta haber más de 40 factorías. Este impulso llevó consigo la llegada de un sin fin de inmigrantes para reforzar las plantillas de las factorías y a su vez provocó casi la duplicación del espacio urbano con la aparición de las barriadas del doctor Ayela, de San Sebastián, de la Sagrada Familia y Segorb, de María Verdú, de Manhattan y del Través.

Barrio de la Sagrada Familia , campo de fútbol y factoría de turrones La Fama. Hacia 1967

Sin embargo, hubo que esperar a las décadas de 1980 y 1990 para que se produjera un crecimiento en los servicios culturales y educativos, con la construcción de los colegios de Cristòfol Colom y Sagrada Família, el polideportivo municipal, el Cine de Dalt, el Centro de Salud y la Casa de Cultura. 

A partir de 1975, con la crisis mundial del petróleo, algunas empresas turroneras se vieron abocadas a su desaparición y hubo una reforma del sector con cierres y fusiones de sociedades, que no se verá concluida hasta mediados de la década de 1990. Con esta restructuración del sector Xixona volvió a ser líder nacional. En esta situación de crisis fue esencial y providencial la instalación de la multinacional Arbona&Ausonia que permitió diversificar los sectores productivos y aumentar la oferta de trabajo.

Factoría de Sanchis Mira.

En la actualidad la base económica sigue siendo industrial apoyada en tres sectores: el turrón, el helado y la higiene personal, aunque desde hace una década la ciudad se está abriendo al turismo ecológico de interior como vía de desarrollo futuro.

Entre los principales hijos de la ciudad destacan: Constanza Miquel, quien según la tradición fue madre de San Vicente Ferrer (S. XV); el venerable Fray Melchor Aracil (1552-1601), insigne musicólogo; el padre Fray José Galiana (S. XVII) quien fue guardián del Convento de Belén, Presidente in capitate del Santo Sepulcro y fundador en 1672 de un Convento en Constantinopla; capitanes insignes de los Tercios de Flandes, como los hermanos Servent; un gran historiador y religioso, Fray Serafín Tomás Miquel; Antonio Galiana Moltó (1762-1826), quien fue catedrático de Matemáticas, Mecánica y Física en la Universidad de Valencia; el gran político D. José Victoriano Mora Picó (1829-1874); el arquitecto municipal de Valencia, de raices jijonencas pero nacido en Sagunto, Francisco Mora Berenguer (1875-1961); el poeta Ángel Miquel Alcaraz (1919-1995), el artista José E. López Mira (1922-1986); el historiador Fernando Galiana Carbonell (1921-1993) y el arquitecto José Iváñez Baldó (1906-1994).

Bernardo Garrigós Sirvent, cronista oficial de Xixona.

Les Carasses de Petrer

A principios de abril de 2021 la Conselleria de Cultura de la Generalitat Valenciana concedió el reconocimiento de Bien Inmaterial de Relevancia Local a las danzas de les Carasses de Petrer. Una celebración que posiblemente fue llevada a Petrer por los nuevos repobladores tras la expulsión de los moriscos en 1609. Un buen número de repobladores procedían de la foia de Castalla y algunos de ellos de Xixona. Cabe recordar el paralelismo evidente entre la indumentaria de les Carasses de Petrer y la vestimenta tradicional de nuestros padres y abuelos durante el Carnaval en Xixona.

Carnestoltes al Raval de Xixona en la década de 1950.

Seguidamente reproduzco mi artículo titulado “Les carasses de Petrer” publicado en el libro Calendario de fiestas de la Comunidad Valenciana. Otoño, impreso por Bancaja en 2002 en las páginas 198 y 199.

Portada del libro Calendario de Fiestas de la Comunidad Valenciana. Otoño, publicado por Bancaja en 2002.

Les Carasses de Petrer

Artículo publicado en el libro Calendario de Fiestas de la Comunidad Valenciana. Otoño, Valencia Bancaja, 2002.

Domingos y festivos del mes de octubre posteriores al día 7.

En la actualidad les carasses se han convertido en un pasacalle carnavalesco, en el que los participantes van ataviados con ropajes viejos y antiguos, y con la cara cubierta por un lienzo o careta. Éstas, al son de la dulzaina y el tabal, establecen un juego, basado en el engaño y la mentira, con el público que contempla la comitiva. Todo ello celebrado en una fecha poco habitual el mes de octubre.

Les carasses representan la evolución de las populares danses de tapats. Estas tienen un origen medieval. Sin embargo, en Petrer parece ser que los primeros repobladores de la villa tras la expulsión de los moriscos en 1609 trajeron consigo una de sus tradiciones más arraigadas. Así queda demostrado cuando observamos que estos repobladores procedían de la foia de Castalla, de Biar y de algunas poblaciones de l’Alacantí, donde aún se conservan representaciones parecidas: en Castalla se llaman “carasses”, en Ibi “tapats”, en  Tibi y Onil son “les mucarasses”.

Carasses de Petrer. Imagen del artículo “Les Carasses de Petrer”, Calendario de Fiestas de la Comunidad Valenciana. Otoño, Bacaja, 2022, pág. 198.

Estas danses de tapats quedaron asociadas a la celebración principal de la población, la virgen del Remedio. Si bien la festividad se conmemora tradicionalmente el 5 de agosto, en Petrer y gracias a la autorización dada por la Iglesia, tras la petición realizada por el clero y autoridades de la villa, se celebra el 7 de octubre, desde 1681.  Documentalmente se constata su existencia desde 1830 cuando aparecen en el programa de actos del segundo centenario de la Virgen del Remedio. Las fiestas fueron prohibidas por decreto en 1962 y recuperadas, también por decreto, en 1979.

Carasses De Kairandal – Trabajo propio, CC BY-SA 4.0, httpscommons.wikimedia.orgwindex.phpcurid=84530296

Les carasses toman las calles del casco antiguo de Petrer los festivos y domingos del mes de octubre posteriores al día 7. La fiesta tiene su preámbulo a principios de octubre con la publicación de un bando por la alcaldía en el que se dictan las medidas necesarias para participar en el acto. Estas medidas están encaminadas a controlar a los participantes y a evitar que se produzcan altercados. Comienza a las doce del medio día cuando la dulzaina y el tabal anuncian la fiesta, por el casco viejo. A las cuatro de la tarde los dulzaineros y tabaleteros inician el pasacalle desde la plaça de Baix a modo de recogida de danzantes y se dirigen a la plaça de l’Ajuntament. A su llegada se colocan mirando a la iglesia, ya que por sus calles adyacentes es por donde bajaran les carasses. Hasta las siete de la tarde la música no parará y les carasses entablaran un juego con el público.

Carnestoltes en el Raval de Xixona. Década de 1960.

Les carasses gastan bromas, hacen picardías y representan algún que otro numerito, sin embargo no bailan. Los pasos de baile, característicos de la danza de tapats, se han perdido, al igual que la letra que acompañaría a la música.

Les carasses intentan que el público asistente no los reconozca cambiando la voz y mediante sus vestidos, mientras que los asistentes intentan descubrir quien se esconde debajo del disfraz. Ropa vieja, en desuso y la cara cubierta por un lienzo en el que se agujerean los ojos y se remarcan además de estos, la boca,  las cejas y el bigote. Muchos hombres se disfrazan de mujeres y al revés. Algunos salen al principio de paisanos, pero al poco tiempo se separan de sus amigos y se van a casa a disfrazarse. Y otros gastan bromas y rápidamente se van a casa a cambiarse.

A las siete se inicia un pasacalle en sentido contrario hacia la plaça de Baix, donde un último baile a ritmo más acelerado marca el final.

Carnestoltes al Raval de Xixona. Década de 1950.

Bernardo Garrigós Sirvent, cronista oficial de Xixona. 

Història de Xixona al balcó, cumple un año y 100 programas

El 1 de abril de 2020 cuando España estaba confinada y la única alegría de ver el sol y sentir el viento en el rostro era asomarse a los balcones a las 20,00h para aplaudir a los sanitarios, cuerpos de seguridad y personal que luchaba en primera línea contra la pandemia del Covid-19 nació el programa Historia de Xixona al balcó

La idea me vino a la mente sobre el 19 de marzo, festividad de San José, cuando todos los músicos de la Comunidad Valenciana salimos a las 12 horas del mediodía a nuestros balcones y terrazas para interpretar al unísono los pasodobles Paquito el Chocolatero de Gustavo Pascual Falcó  y Amparito Roca de Jaime Teixidor.

Agrupación Artístico Musical El Trabajo Festival del Balcons 19 de marzo de 2020

Como músico de la Agrupación Artístico Musical El Trabajo de Xixona no dudé un momento y salí al balcón con la tuba y el móvil para poder leer los papeles de ambos pasodobles. Musicalmente la experiencia fue un poco desesperanzadora, ya que al vivir junto a la entrada Norte de Xixona no tenía a ningún compañero cerca y apenas el viento me traía los sonidos de ambas piezas con lo que era difícil coordinarse. Mental y espiritualmente fue una auténtica válvula de escape para huir; aunque sea por un momento del encierro y me permitió descubrir que la vida y la forma de relacionarse,  más si cabe en Xixona donde durante varios días salíamos al balcón a rememorar las tradiciones festivas como: el domingo de Ramos, la procesión del Santo Entierro, bailar la danza, bailar los Nanos i Gegants, etc.; había comenzado a cambiar. Todos descubrimos que teníamos un balcón en el que podíamos saludar e incluso hablar con nuestro vecinos.

Festa als balcons programada por la Colla Els Arreplegats para el viernes 20 al domingo 22 de marzo de 2020.

Todo esto me llevó a plantearme la necesidad de salir al balcón y buscar una forma de entretenimiento para mis vecinos y amigos. A ello contribuyeron las redes sociales: facebook, youtube, etc.

Campaña de vídeos del MARQ #quedateencasaconelMARQ primavera 2020

En ellas descubrí como los guías del Marq cada ciertos tiempo colgaban unos vídeos explicando yacimientos alicantinos, piezas del museo o momentos históricos. El Museo del Prado, el Museo de Bellas Artes de Valencia o el Museo Thyssen ofrecían productos videográficos en los que explicaban de forma didáctica sus colecciones. Personalmente constituían una forma excelente y gratificadora de pasar el tiempo, que era verdaderamente lo que nos sobraba.

Uniendo estas dos ideas: asomarse al balcón para ofrecer entretenimiento a mis vecinos y los vídeos culturales; surgió la idea de crear vídeos sobre historia, cultura o arte de Xixona. El primer vídeo los publicamos el 1 de abril de 2020.

Imagen del primer vídeo de Historia de Xixona al balcó. 1 de abril de 2020.

El objetivo era contar la historia de todos aquellos monumentos o lugares que podía divisar desde el balcón o la terraza de mi casa situada en un lugar estratégico al estar prácticamente en la entrada de la ciudad de Xixona. Así podía ver el castillo medieval, el poblado ibérico de Santa Bárbara, el puente de Alcoy o la primera zona industrial. Todo ello abría un sin fin de posibilidades.

Técnicamente el proyecto tenía que salir adelante con los escasos recursos que contaba, es decir con mi móvil. Inicialmente intenté en solitario grabar los vídeos con el modo selfie de la cámara, pero fue desastroso pretender cuadrar mi rostro con el paisaje. Es por ello que requerí la ayuda de mi hijo adolescente, Guerau como cámara. Así él también se entretenía y por un tiempo conseguía alejarlo de los videojuegos. 

Grabación de un programa de Historia de Xixona al balcó.

La duración de cada vídeo no debía superar los dos minutos o dos minutos y medio, porque pasado ese tiempo el oyente pierde interés por el tema y porque además mi hijo si los vídeos eran excesivamente largo tendía a relajar sus brazos sujetando la cámara el móvil y existía el peligro de terminar con la cabeza cortada. La corta duración de los vídeos exigía que el guión tenía que elaborarse de una forma medida con un lenguaje claro y conciso y obligaba a realizar un increíble trabajo de síntesis.

Debido a la falta de medios técnicos para editar los vídeos, estos tenían que ser grabados con una única toma que debía salir perfecta. Para ello era preciso elaborar el guión, estudiarlo de memoria y reproducirlo sin hacer divagaciones.  A pesar de todo ello, en algunas ocasiones me equivoqué y son numerosas las tomas falsas, como podemos ver en el capítulo 85.

Cortando una toma falsa

Con el objetivo de hacer atrayente, singular y diferente cada vídeo combinamos cambios de vestuario según el momento y la ocasión, cambios de plano jugando con las vistas desde el balcón o la terraza e incluso de claridad, grabando vídeos a primeras horas, media tarde e incluso al atardecer. 

Capítulo en el que narrábamos la visita del Gobernador Provincial a Xixona.

Verdaderamente no existía una programación, ni en los contenidos, ni en la fechas de emisión. Mientras el confinamiento en casa fue estricto llegábamos a ofrecer 3 o 4 vídeos a la semana, cuando ya pude ir a trabajar disminuimos el ritmo a 2 o 3 semanales y desde principios del año 2021 prácticamente publicamos un vídeo cada viernes. El objetivo inicial era publicar vídeos mientras durase el confinamiento estricto, pero después decidimos continuar.

Primer capítulo de Historia de Xixona al carrer.

Casualmente el número 50 coincidió con el mes de julio de 2020, cuando estábamos en la denominada nueva normalidad, por lo que acordamos darle una vuelta de tuerca al proyecto y crear la serie Historia de Xixona al carrer. Ahora decidimos abandonar el balcón y salir a la calle, para contar las historias en los lugares físicos en los que se habían producido. Ello planteó un problema técnico al requerirse en alguna ocasión la necesidad de grabar diferentes planos en distintos lugares, por lo que hubo que empezar a utilizar el programa Movie Maker para hacer pequeñas ediciones del vídeo.  En el mes de noviembre de 2020 con el crecimiento de la segunda ola volvimos a salir al balcón y realizamos algunos programas de forma esporádica en la calle.

Página de Facebook Cronista XIxona

Los vídeos se publican en la página de facebook Cronista XIxona y en ocasiones en Instagram en el perfil bgarrigossirvent.

Algunos de los vídeos eran complementados con publicaciones más extensas de una página de texto y con una variada y amplia selección de fotografías en el blog bgarrigos09.wordpress.com cuyas entradas también aparecían en la página de facebook. Estos textos se publicaban unos días después de los vídeos.

Página de wordpress Bgarrigos07’s blog

Nunca fue intención convertirnos en unos youtubers y curiosamente aunque el número de seguidores fue creciendo poco a poco hasta alcanzar los 900 nunca fuimos conscientes del éxito de esta iniciativa. Sólo cuando en verano pudimos salir a la calle comprobamos que algunos vecinos nos hacían comentarios sobre los vídeos y nos felicitaban, también algunos nos apremiaban para publicar más. Verdaderamente que todas estas felicitaciones nos ayudaban a continuar con el trabajo cuando en ocasiones llegaba el desánimo. 

En los vídeos la lengua vehicular es el valenciano, mientras que en las publicaciones más extensas en el wordpress es el castellano.

En relación a la cronología de los contenidos de los textos hemos intentado abarcar todas las épocas históricas desde la edad antigua hasta la contemporánea, aunque el peso mayoritariamente ha recaído en la edad contemporánea.

Con el objetivo de facilitar la búsqueda de un vídeo hemos elaborado dos tablas: una primera cronológica y una segunda temática.

En la tabla cronológica hemos dividido la historia en un total de 7 columnas de mayor antigüedad hasta la actualidad: edad antigua, edad media, edad moderna SXVI, edad moderna S. XVII; edad moderna S. XVIII, edad contemporánea SXIX y edad contemporánea SXX. Dentro de cada columna los vídeos se disponen por antigüedad: los más antiguos, arriba y los más modernos, abajo.

En la tabla temática se han establecido cinco columnas: 1ª Arte// Arqueología, 2ª Cultura // Educación// Traiciones, 3ª Fiestas, 4ª Economía: Agricultura // Helado-Turrón // Servicios, 5ª Política // Sociedad // Vida Cotidiana. Cada columna tiene diferentes subapartados hasta un total de tres y están organizados según aparece en la cabecera, por ejemplo en la columna 4ª la primera fila es para la agricultura, la segunda para el helado y el turrón y la tercera para los servicios. Dentro de cada fila se intenta agruparlos por temas, por ejemplo en la cuarta columna primera fila destinada a la agricultura contiene temas de: agua (fuentes, lavaderos), uvas, esparto, etc..

Debido al tamaño de la tabla temática al final de la misma hay una barra horizontal que se debe utilizar para desplazar la pantalla de izquierda a derecha.

ORGANIZACIÓN CRONOLÓGICA

Edad AntiguaEdad MediaEdad Moderna XVIEdad Moderna XVII
01 Poblado ibérico Ermita Santa Bárbara. Geografía09 La llegada de los Almohades15 La Santa Faç y Xixona19 La ermita de Santa Bárbara
02 Poblado ibérico Ermita Santa Bárbara. Localización10 Los caminos Almohades19 La ermita de Santa Bárbara23 Un paseo por la montaña de Santa Bárbara
03 Poblado ibérico Ermita Santa Bárbara. Materiales35 Juguetes Almohades24 El origen del turrón30 El turrón en la Edad Moderna
08 La Romanización21 La excavación de castillo59 Las campanas de Santa María53 El milagro de San Sebastián en 1600
50 Las visitas de Jaume I a Xixona96 Corro de bous en 152531 Sancho Mira, turronero
40 Juguetes y juegos cristianos60 La Soldadesca47 La sequía de 1602
27 El ataque de Al-Azraq73 La primera piedra del Convento de San Francisco en 159556 La fundación del Convento de Santa Ana en 1607
48 La Iglesia de Santa María94 Milagro en la ermita de San Sebastián32 El retablo de Santa Bárbara
57 Los inicios de la repoblación cristiana79 La Fira de Nadal
77 La conquista del castillo de Alicante en 1296
13 Constanza Miquel y San Vicente Ferrer
16 El Camí Major de Alicante
Edad ModernaSXVIIIEdad Contemporánea SXIXEdad Contemporánea SXX
99 El Monumento en 172297 Fiestas en 180136 La fábrica de Sebastián G Picó Sirvent
65 La ronda42 Los lavadores, lugares mágicos20 Manuel Iborra, turronero y helador en Xixona y Valladolid
66 Incidente de la ronda en la calle Galera en 177268 Francisco de Paula visita Xixona. Resumen Histórico18 Los nombres de la calle Alcoi
51 La riada de 1783 y el puente de Alicante70 Francisco de Paula y la leyenda de Cabeçó46 El origen del cine: Paco l’Explicaor
67 Reforma de la Iglesia y proyecto de un nuevo cementerio en 178675 Francisco de Paula y Xixona Guía del Viajero. Guía turística61 La muerte de Bizcocho
69 Reforma del Hospital en 178687 La invención del turrón de Jijona63 Creación del Gremio de Turronero en 1903
74 La prisión en 178634 La nueva carretera por la Carrasqueta64 ¿Fiestas en 1904?
80 El patronato de España por la Inmaculada y Santiago Apóstol en 178637 Francisco Mira Mira, industrial del hielo45 La fundación de El Trabajo en 1908
55 El camino del Carreret en 178612 El Desengaño: la fallida visita del Gobernador en 188352 El tío Llucater, aviador 
91 La grana según el corregidor Juan José Pérez en 178626 La embajada del Contrabando en 188711 El espía inglés
90 El turrón visto por el corregidor Juan José Pérez en 178633 Una función de teatro en 188722 Huelga en la fábrica de Redecillas
92 El desarrollo de la artesanía según el corregidor Juan José Pérez en 178689 Las fiestas de 189795 Homenaje a María Dolores Miquel
93 La artesanía del esparto según el corregidor Juan José Pérez en 178628 La uva de mesa05 Los orígenes de Sanchis Mira SA
41 La fuente de Maripasqual72 Tots Sants y les doblaes17 El padre Belda, arqueólogo
43 El lavadero de la fuente de Grau88 El cajón de turronero39 La balsa del Convento
86 La Casca de Valencia y la Casca dels Reis38 El primer colegio de Xixona
44 Incidente en la Fuente de Alecua en 1935
49 La reforma del lavadero de Alecua en 1935
07 Los refugios en la Guerra Civil
98 Huida en el Stanbrook
06 El Vía Crucis en la montaña de Sta Bárbara
14 Alcoi&Xixona: Quico Xacó, el cordó i els Moros Verds
81 La fábrica de Emilio G Mira
82 La fábrica de A. Monerris Planelles
84 La caja de El Almendro en 1960
25 El origen del Museo del Turrón
29 El Día Provincial de Amigos de los Castillos en 1975
76 Santa Cecilía
54 Calderilla y la Mitja Lluna
58 La Presentación de El Programa 1995-2020
62 Presentación del pas-moro A un bon fester
85 Feliz Año Nuevo 2021

ORGANIZACIÓN TEMÁTICA

ARTE//ARQUEOLOGÍACULTURA//EDUCACIÓN//TRADICIONESFIESTASECONOMÍA(Agricultura// Helado-Turrón//Servicios)POLÍTICA//SOCIEDAD//VIDA COTIDIANA
19 La ermita de Santa Bárbara
23 Un paseo por la montaña de Santa Bárbara
32 El retablo de Santa Bárbara
69 Reforma del Hospital en 178
48 La Iglesia de Santa María
59 Las campanas de Santa María
67 Reforma de la Iglesia y proyecto de un nuevo cementerio en 1786
06 El Vía Crucis en la montaña de Sta Bárbara
46 El origen del cine: Paco l’Explicaor
25 El origen del Museo del Turrón
76 Santa Cecilía
62 Presentación del pas-moro A un bon fester
29 El Día Provincial de Amigos de los Castillos en 1975
97 Fiestas en 1801
26 La embajada del Contrabando en 1887
64 ¿Fiestas en 1904?
14 Alcoi&Xixona: Quico Xacó, el cordó i els Moros Verds
54 Calderilla y la Mitja Lluna
58 La Presentación de El Programa 1995-2020
42 Los lavadores, lugares mágicos
44 Incidente en la Fuente de Alecua en 1935
49 La reforma del lavadero de Alecua en 1935
41 La fuente de Maripasqual
43 El lavadero de la fuente de Grau
39 La balsa del Convento
28 La uva de mesa
93 La artesanía del esparto según el corregidor Juan José Pérez en 1786
91 La grana según el corregidor Juan José Pérez en 1786
09 La llegada de los Almohades
50 Las visitas de Jaume I a Xixona
27 El ataque de Al-Azraq
57 Los inicios de la repoblación cristiana
77 La conquista del castillo de Alicante en 1296
68 Francisco de Paula visita Xixona. Resumen Histórico
60 La Soldadesca
65 La ronda
66 Incidente de la ronda en la calle Galera en 1772
74 La prisión en 1786
07 Los refugios en la Guerra Civil
98 Huida en el Stanbrook
01 Poblado ibérico Ermita Santa Bárbara.Geografía
02 Poblado ibérico Ermita Santa Bárbara.Localización
03 Poblado ibérico Ermita Santa Bárbara.Materiales
08 La Romanización
21 La excavación de castillo
17 El padre Belda, arqueólogo
95 Homenaje a María Dolores Miquel
38 El primer colegio de Xixona
37 Francisco Mira Mira, industrial del hielo
24 El origen del turrón
30 El turrón en la Edad Moderna
90 El turrón visto por el corregidor Juan José Pérez en 1786
87 La invención del turrón de Jijona
88 El cajón de turronero
84 La caja de El Almendro en 1960
86 La Casca de Valencia y la Casca dels Reis
31 Sancho Mira, turronero
05 Los orígenes de Sanchis Mira SA
36 La fábrica de Sebastián G Picó Sirvent
20 Manuel Iborra, turronero y helador en Xixona y Valladolid
81 La fábrica de Emilio G Mira
82 La fábrica de A. Monerris Planelles
63 Creación del Gremio de Turronero en 1903
73 La primera piedra del Convento de San Francisco en 1595
56 La fundación del Convento de Santa Ana en 1607
47 La sequía de 1602
51 La riada de 1783 y el puente de Alicante
12 El Desengaño: la fallida visita del Gobernador en 1883
45 La fundación de El Trabajo en 1908
22 Huelga en la fábrica de Redecillas
13 Constanza Miquel y San Vicente Ferrer
15 La Santa Faç y Xixona
94 Milagro en la ermita de San Sebastián
53 El milagro de San Sebastián en 1600
99 El Monumento en 1722
80 El patronato de España por la Inmaculada y Santiago Apóstol en 1786
70 Francisco de Paula y la leyenda de Cabeçó
72 Tots Sants y les doblaes
18 Los nombres de la calle Alcoi
52 El tío Llucater, aviador 
11 El espía inglés
85 Feliz Año Nuevo 2021
92 El desarrollo de la artesanía según el corregidor Juan José Pérez en 1786
10 Los caminos Almohades
16 El Camí Major de Alicante
55 El camino del Carreret en 1786
34 La nueva carretera por la Carrasqueta
79 La Fira de Nadal
35 Juguetes Almohades
40 Juguetes y juegos cristianos
96 Corro de bous en 1525
61 La muerte de Bizcocho

Bernardo Garrigós Sirvent, cronista oficial de Xixona.

El Sábado de Gloria

El Sábado Santo corresponde al sábado de la semana de primer plenilunio de primavera. Es un día de luto, de silencio y no hay celebraciones eucarísticas. En la iglesia católica se conmemora la Soledad de María después de llevar a Cristo al sepulcro. Una vez ha anochecido o en la madrugada del domingo tenía lugar la principal celebración cristiana del año: la Vigilia Pascual.

El papa Pío XII realizó una reforma litúrgica de la Semana Santa en 1955 que afectó a las celebraciones del sábado, que hasta la fecha recibía el nombre de Sábado de Gloria, puesto que la celebración de la Resurrección (la Vigilia Pascual) se celebraba ya en la mañana del sábado. Con esta reforma se trasladó este acto eucarístico a la noche, por lo que el Sábado Santo quedó más como un día de espera para la gran celebración que tendría lugar horas más tarde.

Sepulcre de Xixona

En Xixona la celebración del Sábado de Gloria resultaba especial para los más jóvenes, puesto que tras la liturgia salían a la calle y anunciaban la resurrección de Jesús de una forma bastante llamativa. Para ello era imprescindible disponer de una especia de mazas pequeñas de madera con la que golpeaban las puertas de las casas que estaban cerradas , puesto que sus moradores todavía guardaban luto y desconocían la buena nueva de la resurrección del Salvador.

Esta tradición fue recogida por Amalia Miquel en su libro María Dolores Miquel en la historia de Xixona publicado en 1978 y decía así: “Cuando se acercaba Semana Santa, Emilio el Simal aceptaba encargos de “mazetes”; era el compromiso del amigo o del cliente, porque todos los niños de Jijona tenían su martillito chiquito de madera, en forma de barrilito, y que se utilizaba el Sábado de Gloria.

Niñas, niños y mayorcitos; la señal se daba a las diez de la mañana: cuando en la iglesia volteaban las campanas por la resurrección del Señor, con les “mazetes” se golpeaba en las puertas de las casas, ventanas o balcones. Mas de media hora se olía el repiqueteo ruidoso y repetido en todas las calles del pueblo. Una lluvia de aleluyas caía jugueteando ente estampas y recortes de colores. Alguna familia derrochaba confeti y serpentinas. Era una bella escena de color e ilusión para los ojos de los niños y que anunciaban la fiesta de la Resurección”.

Esta tradición también fue recogido por Antonio Monerris Hernández en su extraordinario libro Antiguas costumbres jijonencas, quien nos decía: “La gente menuda, con sus mazas de madera golpeaba fuertemente las aceras y las puertas de las casas con las consiguientes protestas de las mujeres en los umbrales de las mismas”.

Respecto a esta peculiar celebración Marco Ros apuntaba que: “En la plaça on está el Mercat estava el Calvari, amb les estacions. Hi havia una gran porta metálica de color blau per entrar i en ixa porta aporretxavem les macetes de fusta, que efectivament fea el tio Simal, que també tenia la fustería en la Plaça on hui es l’Artxiu. És un record molt emblemàtic després d’un dies de vigilia de mort”.

Recuerdo que mi padre me contaba que además del golpeo de puertas y ventanas con las mazas los jóvenes demostraban su alegría por la resurrección del Salvador con auténticas batallas campales en las calles con cohetes borrachos. Esta tradición también fue recogida por Antonio Monerris en su librito Antiguas costumbres jijonencas y nos decía lo siguiente: ” y en el centro urbano, la incesante lluvia de cohetes por doquier, duraba casi dos horas, que hasta dificultaba el tránsito por las rúas a las féminas que se dirigían a los hornos al objeto de cocer las “toñas” para la inminente Pascua. Corriente era el caso de que un ciudadano, manifestara que encendía un cohete, con el fuego del primer cigarro fumado después de la Cuaresma, ya que no había fumado durante los cuarenta días, en virtud de remota promesa”.

No renuncio a copiar literalmente la descripción que hace Amalia Miquel sobre Emilio el Simal en este mismo libro: “El tío Emilio trabajaba siempre; a veces, haciendo saltar virutas de una madera al pasar el cepillo de mano; otras, encolando unos marcos, cepillando una puerta o bien dibujando algún diseño de muebles encargo para unos novios. Su hijo Emilio empezaba entonces a practicar el aprendizaje del oficio y siempre, al entrar o salir, esta familia de noble trabajo de carpintería artesana me hablaba o saludaba cariñosamente”.

Gracias a las palabras de Amalia Miquel y de Antonio Monerris hemos podido recordar una tradición que se perdió definitivamente con la reforma litúrgica impulsada por el Concilio Vaticano II.

Bernardo Garrigós Sirvent, cronista oficial de Xixona.

BIBLIOGRAFÍA

MIQUEL ALCARAZ, Amalia, María Dolores Miquel en la historia de Jijona, Jijona, Amape-Alicante, 1978, págs. 40-41.

MONERRIS HERNÁNDEZ, Antonio, Antigua costumbres jijonencas, Jijona, Asociación de San Bartolomé y San Sebastián y Caja de Ahorros Provincial de Alicante, 1985.

Personajes jijonencos: Francisco Verdú Espí, compositor

Aunque nació en la vecina población de la Torre de les Maçanes el 14 de julio de 1920 se afincó de muy pequeño en Xixona. Desarrolló a temprana edad una fuerte pasión por la  música. A los 7 años ingresa en la banda de la Torre de les Maçanes tocando el saxo. Después de su llegada a nuestra ciudad, ingresa en la banda de Xixona como clarinete segundo. 

Durante su estancia en África compuso los pasodobles: El Despistado, Río Martín, que es el nombre español del río que estaba situado cerca de su campamento en Tetuán, Retorno, pasodoble fi compuesto con los recuerdos de su Xixona y con la ilusión de regresar a ella y Xixona, pasodoble fester.

En los inicios de la década de 1950, y después de su regreso de Africa, se encargó de reorganizar las actividades musicales, ocupando el cargo de director. Fue el fundador junto con: Rafael Mira, José López Fajardo, Martiriano y otros de la Orquesta Boixets, que deleitaba las noches jijonencas en el salón de la Agrupación Musical, situado en calle Maestro Puyo.

Junto con su pasión por la banda se encuentra su enorme ilusión por la rondalla. En los comienzos de la década de 1950 ingresa en la rondalla de don José Samper, tocando la guitarra. Fruto de este amor por los instrumentos de pulso y púa fueron las siguientes piezas musicales: Tango, El Paseillo, La Font del Brull y El Rosal de la Frontera, entre otras.

Durante muchos años fue miembro de la Rondalla Amor al Arte desde la que impartió su magisterio con los instrumentos de pulso y púa.

En el 2000 fue elegido por la Asociación de San Bartolomé y San Sebastián como director del Himno de Fiestas.

Interpretación de himnos de fiestas en el año 2000.

Falleció el 28 de octubre de 2013.

Bernardo Garrigós Sirvent, Cronista Oficial de Xixona.

BIBLIOGRAFÍA: 

GARRIGÓS SIRVENT, Bernardo, “Compositores jijonencos”, Concert de festes. Xixona 1994, Xixona, Ajuntament de Xixona, 1994.

GARRIGÓS SIRVENT, Bernardo, Informe histórico sobre las fiestas de Moros y Cristianos de Xixona, Xixona, Federació de Sant Bartomeu i Sant Sebastià, 2012. 

El TYPICAL SPANISH EN LA PUBLICIDAD DEL TURRÓN (y5): flamenco

En capítulos anteriores dedicados a la publicidad del turrón a mediados del siglo XX hemos podido comprobar la utilización de los tópicos identificativos de nuestro país: toreros, toros, monumentos y trajes regionales, se habían utilizado para atraer a consumidores de allende nuestras fronteras. Cerramos esta serie dedicada a la publicidad del Typical Spanish hablando en esta ocasión del flamenco y los saraos como fórmula propagandísticas del turrón.

ENVASE DE VICENTE SANCHIS MIRA E HIJOS S.L. & SARAO FLAMENCO

En la década de 1960 la empresa Vicente Sanchis Mira e hijos SL diseñó unas cajas prismáticas de caucho para sus “exquisitos Sanchis Mira”. Enmarcado, por motivos geométricos, aparece un sarao flamenco. En el centro una bailaora con un traje de faralaes rojo hasta los pies danza contorneando su cuerpo al ritmo de un grupo de cantadores y guitarristas que se sitúa en la zona izquierda y que tiene como fondo la Giralda. A la derecha un grupo de bailadores espera su turno.

Caja de caucho para productos de la empresa Vicente Sanchis Mira e Hijos SL

ENVASES DE TURRONES GALIANA SA. & ALMENDRA CORDOBESA

A finales de la década de 1960 la empresa Turrones Galiana, SA utilizó como imagen publicitaria de su marca La Fama una almendra. La almendra es el principal ingrediente de los dulces y se convierte en el elemento simbólico y representativo del turrón.

La almendra se humaniza y se intenta acercar al mundo infantil al dibujarse en su rostro: ojos, boca y nariz y ponerle pies con dos gajitos de almendra.

Envases de turrones de la marca La Fama. Catálogo de productos de 1968

En el catálogo de productos de la marca La Fama de septiembre de 1968 aparece una caja prismática de cartón que en su interior guardaba un envase de aluminio para la clase Gran Fama (3ª categoría). En el reverso observamos en el primer cuarto de la izquierda una almendra que luce un sombrero cordobés y en su mano derecha sujeta una guitarra. En los otros tres cuartos contemplamos un sarao flamenco. En su centro una pareja, ella ataviada con un traje de volantes de color rojo y él, con un traje campero bailan al ritmo de la guitarra, las palmas y la voz de un grupo de cantadores situados en un segundo plano a la izquierda. A la derecha de la escena contemplamos a dos bailadoras que hacen palmas. Toda la escena se desarrolla en una especie de patio, del que son visibles los arcos de medio punto que se sustentan sobre columnas.

En el catálogo de productos de septiembre de 1970 (MHTX Objeto 1752) aparecen ya los envases de hojalata para 3, 6 y 12 tortas de 200 g. con la tapa superior presentando una propuesta en la que coexisten la tradición y la modernidad.

Tapa superior de una caja de hojalata de la marca La Fama de la empresa Turrones Galiana SA

La tradición se representa con la imagen de la almendra humanizada con guitarra y sombrero cordobés, que con su mano izquierda abierta invita al espectador a contemplar una fotografía. En esta instantánea muestra una vista aérea de la nueva y moderna factoría que la empresa posee en el barrio de la Sagrada Familia. Esta imagen se podría datar en 1965 o 1966.

ENVASE DE LA EMPRESA FRANCISCO SALA MIQUEL & SARAO FLAMENCO

De similares características iconográficas es la propuesta que realiza la empresa Francisco Sala Miquel, quien en su catálogo de productos de 1965 aparecen unas tabletas de cartón para tabletas de turrones y dulces donde en el reverso se encuentra la representación de un tablao flamenco.

Catálogo de productos de la empresa a empresa Francisco Sala Miquel. 1965

Quizá la principal diferencia con las propuestas anteriores radique en su estilismo, puesto que en este ejemplo predominan las manchas de color sobre el contorno en el trazado de las figuras. En el interior de estas cajitas de cartón se colocaba un envase de hojalata.

ENVASE DE VICENTE SANCHIS MIRA E HIJOS SL & PAREJA DE BAILADORES

Envase de cartón de Vicente Sanchis Mira e Hijos SL

La empresa Vicente Sanchis Mira e Hijos S.L presentó un envase para turrones y dulces de la marca Antiu-Xixona en la que aparece una pareja de bailadores flamencos con los brazos levantados en un sarao. La mujer luce un traje de faralaes rojo con volantes blancos y el hombre viste camisa con chorreras, chalequito negro, faja verde y pantalón negro. El dibujo está realizado con amplios trazos y sin siluetear las figuras. El fondo se desarrolla con dos grandes masas de color: marrón para el suelo y azul a puntidos para el cielo. Se podría datar a mediados de la década de 1960.

El envase pertenece a la colección de David Beltrá Torregrosa.

ENVASE DE MONERRIS PLANELLES & BAILAORA FLAMENCA

Envase de plástico de Monerris Planelles.

Caja cilíndrica de plástico para tortas imperiales de la sociedad Monerris Planelles de la marca El Almendro. En el centro de la tapa aparece una fotografía a color de una bailadora con traje de faralaes blanco que apoya su mano izquierda en la cadera y levanta su mano derecha por encima de la cabeza. Esta escena se desarrolla sobre un fondo de un paisaje en el que se observan las ruinas de un edificio a la izquierda y la costa, a la derecha. La mujer recuerda a la cantante y bailadora Lola Flores. Esta envase fue utilizado a finales de la década de 1960.

El envase pertenece a la colección de David Beltrá Torregrosa.

ENVASE DE A MONERRIS PLANELLES SA & GUITARRA, COPA DE FINO, CAPOTE…

La última propuesta que hemos seleccionado es la presentada por la empresa Monerris Planelles SA en su catálogo de productos de 1966. En este aparecen unas cajas prismáticas de cartón que van a envolver a las tabletas que están dentro de envases de hojalata. En el catálogo se indica que se disponen para latas de 880 y 300 g de las variedades: Jijona, imperial, guirlache, yema, nieve, fruta y crema tostada.

Catálogo de productos de la empresa Monerris Planelles de 1966.

El anverso está decorado con una especie de formas circulares de color negras con otras zonas en blanco que sirven de separación. En el centro de la tableta aparece el anagrama a color de la marca y a la derecha aparece el nombre el Almendro, con letras en minúsculas en color blanco. En la esquina inferior derecha se desarrolla el tema que evoca al mundo flamenco y español con el dibujo de: una guitarra, una copa de fino, un plato de jamón y un capote.

Como hemos podidos comprobar a mediados del siglo XX los publicistas encontraron una mina de oro en anunciar los turrones y dulces mediante el empleo de una serie de tópicos: tauromaquia, flamenco, monumentos y trajes regionales, que venían a identificar todo lo relacionado con España, creando una imagen tópica, tanto para turista que llegaban a nuestro país, como para los antiguos emigrantes españoles que residían en América. Una moda que pasó con la llegada de los aires renovadores que supuso la democracia.

Bernardo Garrigós Sirvent. Cronista Oficial de la Ciudad de Xixona.

BIBLIOGRAFÍA

GARRIGÓS SIRVENT, Bernardo, “El typical spanish en la publicidad del turrón a mediados del siglo XX (y2): monumentos, trajes folclóricos y flamenco”, El Programa, Xixona, Federació de Sant Bartomeu i Sant Sebastià, 2019, págs. 190-201.

EL TYPICAL SPANISH EN LA PUBLICIDAD DEL TURRÓN A MEDIADOS DEL SIGLO XX (4): trajes típicos

En la segunda mitad del siglo XX las empresas turroneras utilizaron diferentes reclamos publicitarios para acercarse a los turistas que llegaban a nuestras costas y a los emigrantes que residían en América. Para ello se intentó explotar la imagen típica de España, mediante la utilización de todos los tópicos relacionados con el mundo de la tauromaquia, los monumentos más representativos de la geografía española y en especial aquellos relacionados con la monarquía de los Austrias, cuando no se ponía el sol en los dominios hispánicos, y el tipismo de las diferentes regiones de España.

A inicios de la década de 1960 algunas empresas turroneras utilizaron como imagen publicitaria de sus productos la unión de los principales monumentos patrios y el folclore local, representado por una pareja ataviada con los trajes típicos de su población.

ENVASE DE LA EMPRESA HIJOS DE VICENTE ARQUES Y CIA SL

En octubre de 1962 la empresa Hijos de Vicente Arques y CIA SL presentó uno de los primeros ejemplos de esta asociación.

Reverso de envase de cartón de la marca El Áncora producido por Hijos de Vicente Arques y CIA SL

Se conserva en la colección del Ayuntamiento de Xixona una caja prismática para barras de 300 g de turrón de Jijona de la empresa Hijos de Vicente Arques y CIA SL, fabricante nacional n.º 32, de la marca El Áncora. La caja es de cartón y fue impresa por la litografía Ortega, domiciliada en la calle del Barco 12 de Valencia.

En el reverso dentro de una orla rectangular con una decoración en sus extremos más cortos que recuerda motivos vegetales del modernismo aparecen distribuidas tres temáticas costumbristas que representan diferentes lugares de España: Sevilla, Segovia y Santiago de Compostela. Cada escena se presenta con una pareja de jóvenes ataviados con el traje folclórico de dicha ciudad y al fondo se observa el monumento más representativo.

Detalle de la pareja de sevillanos en el envase de turrones El Áncora

La primera pareja representa a la ciudad de Sevilla, ella está sentada y luce un traje blanco con muchos volantes, una pañoleta con flecho y lleva el pelo recogido en una peineta en la que sobresale el clavel rojo; él viste el traje de montar a caballo con sombrero cordobés. Al fondo se ve la silueta de la Giralda. Este monumento fue utilizado por otras empresas jijonencas. (VERhttps://bgarrigos07.wordpress.com/2021/02/18/el-typical-spanish-en-la-publicidad-del-turron-a-mediados-del-siglo-xx-3-monumentos/)

Detalle de la pareja de segovianos en el envase de turrones El Áncora

En el centro aparece la pareja representativa de Segovia. Ambos están de pie. Ella resalta por el singular tocado que lleva y la gran variedad de joyas que luce sobre su pecho. El destaca por el sombrero y la capa. El marco lo pone el acueducto romano

Fue construido en el año 98 durante el mandato del emperador Domiciano. Es la obra de ingeniería romana más importante construida en España. Conduce a lo largo de 17 km el agua del manantial de la Fuenfría a la ciudad de Segovia. La parte más conocida es la arquería que cruza la plaza del Azoguejo.

Fue declarado monumento nacional en 1884 y patrimonio de la humanidad en 1985 por la Unesco.

En 1919 Nicomedes García Gómez patentó la marca de anís La Castellana, en la que se emplea el traje tradicional de segoviana.

Anagrama de la marca de anís La Castellana de la empresa Nicomedes García Gómez
Detalle de la pareja de gallegos en el envase de turrones El Áncora

A la derecha se encuentra una pareja de gallegos, ambos están de pie. En el vestido femenino destaca la saya de color marrón y el mantelo grisáceo y sobre todo la cofia. En el traje masculino resalta el empleo de polainas, del calzón y del chaleco marrón.

El marco está representado por tres elementos característicos de Galicia. En primer lugar, aparece una mariscadora que porta los frutos del mar en un capazo sobre su cabeza. 

La imagen de la mariscadora es utilizada en la actualidad por la empresa Rosalinda para vender mejillones en escabeche.

Caja de mejillones de la marca Rosalinda, con la imagen de una mariscadora.

Y también por las conservas de la marca Pescantina.

Envase de filetes de Caballa del Sur de la marca Pescantina, con la imagen de una mariscadora.

Después se halla la fachada del Obradoiro de la catedral de Santiago de Compostela.

Este motivo decorativo también fue empleado por la empresa Juan A. Sirvent Selfa para publicitar su producto 1880 en tabletas de turrón de cartón según se puede observar en el catálogo de inicios de la década 1970. (MHTXobjeto  1762) PONER EL ENLACE y CORREGIR ESTE PARRAFO

Al fondo a la izquierda vemos la silueta de un hórreo gallego.

Este era un producto destinado a la exportación por parte de la empresa Hijos de Vicente Arques y CIA SL , como podemos contemplar en una de las tapas laterales en la que leemos: “PRODUCIDO EN ESPAÑA”. También se acompaña el nombre del distribuidor del producto para San Juan de Puerto Rico: Fernando C. Pujal & Bros y la compañía “Fabricado para: Walgreen, Drug Stores”.

ENVASE DE LA EMPRESA SUCESORES DE PASCUAL COLOMA ARQUES SRC.

En la década de 1960 la empresa Sucesores de Pascual Coloma Arques SRC . Fabricante nº 102 comercializó su marca Coloma con un envase prismático de cartón para turrones. Fue realizado por la empresa alcoyana A.G. Aitana SA.

Reverso de envase de la empresa Sucesores de Pascual Coloma Arques SRC.

En el reverso observamos, dentro de una orla rectangular negra, la temática decorativa sobre un fondo verde. Muestra del diseño innovador que presenta esta tableta es que el marco se dispone en forma oblicua sobre las líneas de la caja y no de forma paralela, como venía siendo tradicional.

La temática folclórica aparece distribuida mediante tres parejas de danzantes que presentan a sus pies los monumentos o elementos más característicos de sus ciudades. A la izquierda, una pareja de sevillanos, bailan una sevillana contemplando la silueta de la Giralda.

En el centro unos maños danzan al son de una jota y con marco aparece el tejado de la basílica del Pilar de Zaragoza. En este templo según la tradición se venera el pilar sobre el que se apareció la virgen al apóstol Santiago el día 2 de enero del año 40. El actual templo sigue los dictados arquitectónicos del barroco. Fue declarado Bien de Interés Cultural en 1904.

A la derecha se hallan unos valencianos bailando una danza y a sus pies se halla una barraca de la huerta.

Anagrama de la marca de cerveza Amstel de 2017

La imagen de una barraca fue utilizada en 2017 por la empresa de cervezas Amstel en su campaña publicitaria basada en un cortometraje del director Julio Medem titulado El Pelotari y la Fallera interpretado por los actores Asier Etxeandia y Miriam Giovanelli. Este diseño es obra del ilustrador vasco Iban Barrenetxea y de la ilustradora valenciana Carla Fuentes.

Este envase estaba destinado a la exportación como así queda patente en un lateral grande donde aparece el texto en castellano e inglés “TURRON ESPAÑOL FABRICADO EN JIJONA- España PESO NETO // SPANISH NOUGAT MADE IN JIJONA- Spain NET WEIGHT”.

ENVASES DE LA EMPRESA FRANCISCO SALA MIQUEL

Una nueva propuesta de similares características e incidiendo en los tópicos del folclore patrio fue desarrollada por la empresa Francisco Sala Miquel.

Reverso de la tarifa de precio de la empresa Francisco Sala Miquel. 1965

En el reverso de su tarifa de precios de octubre 1965 contemplamos sobre un fondo azul oscuro a una misma jovencita que aparece ataviada con 6 trajes típicos de otras tantas ciudades o regiones españolas, completándose la escena con fragmentos de las siluetas de monumentos o elementos típicos de la cultura campesina.

Estas imágenes se distribuyen en dos filas. En la fila superior y de izquierda a derecha contemplamos a una valenciana con la silueta del Miquelet, en el centro vemos a una sevillana y la Giralda y a la derecha a la misma joven con el traje de segoviana y la torre del Homenaje mandada construir por Juan II del alcázar de Segovia.

En la fila inferior podemos ver también de izquierda a derecha, a una jovencísima maña con la cúpula de la basílica del Pilar de Zaragoza de fondo, en el centro una gallega danza a los pies de un hórreo y a la izquierda una manchega baila delante de un molino de viento.

Mientras los dibujos de las jóvenes ataviadas con los trajes regionales están trazados con gran minuciosidad y colorismo, los monumentos se ven reducidos a las líneas más básicas y fundamentales realizadas en color blanco.

En la colección del Ayuntamiento de Xixona se ha conservado un envase de hojalata para 12 tortas de 200 g de turrón de Alicante que presenta esta decoración como una banda corrida a través de la cara lateral.

Envase de hojalata de la empresa Francisco Sala Miquel

ENVASE DE LA EMPREA HIJO DE MANUEL S. SOLER

En el Museo del Turrón se conserva una caja prismática de cartón para barras de turrón de Jijona de 150 g de la empresa Hijo de Manuel S. Soler y de su marca El Lobo. 

Este era un producto destinado a la exportación, como lo indican dos inscripciones que aparecen en las tapas laterales, una es el texto: “Auténtico sabor de España” y la otra, la lista de ingredientes en castellano e inglés.

Reverso de envase de turrón de la marca El Lobo y de la empresa Hijo de Manuel S. Soler. Museo del Turrón.

En el reverso del envase se reproduce una escena típica de una festividad asturiana. Un tema que queda bastante alejado de las tradiciones y costumbres jijonencas, pero que se utiliza como un reclamo publicitario e identificativo de una de las regiones españolas que más emigrantes aportó a los países americanos a principios del siglo XX.

La imagen presenta cierto interés compositivo. En la esquina inferior derecha presenta a un joven gaitero recostado sobre una piedra y que con su mirada dirige la atención hacia el centro, donde tres parejas bailan alegremente. La escena se completa con un joven que remueve un caldero en la esquina inferior derecha. Esta imagen bucólica se desarrolla en un prado a la orilla de un lago.

ENVASE DE LA EMPRESA HIJOS DE A. GALIANA

En la década de 1960 la empresa Litografía Ortega de Valencia presentó un boceto de estuche para turrones a la empresa Hijos de A. Galiana para la marca La Preferida que se conserva en el Museo del Turrón. 

Anverso de envase de cartón para turrones de la marca La Preferida de Hijo de A. Galiana. Envase en el Museo del Turrón

De esta marca de turrones no tenemos más referencias. En el anverso aparece su anagrama está representado por el busto de una joven, que viste traje de flamenca rojo, luce peineta y sujeta un abanico blanco con su mano derecha.

En la parte posterior del envase se desarrolla una imagen que incluye casi todos los tópicos de la cultura tradicional valenciana.

Reverso de envase de cartón para turrones de la marca La Preferida de Hijo de A. Galiana

El trazado de las figuras, el empleo de colores primarios y la composición no son ajenos al pop-art. 

En el tercio derecho de la imagen se halla una pareja de jóvenes ataviados con el traje tradicional valenciano. La chica aparece en primer plano, mientras el joven se halla detrás y con su mano derecha sujeta un gran ramo de frutas.

Cuadro Floreal de José Pinazo Martínez del Museo del Prado.  ©Museo Nacional del Prado

Esta escena recuerda al motivo central del cuadro Floreal de José Pinazo Martínez de 1915 en el que aparece un grupo de jóvenes dirigiéndose al mercado y que se conserva en el Museo del Prado. En el centro aparece otra pareja de jóvenes a caballo. El hombre dirige al equino y la mujer monta a la grupa.

Esta imagen recuerda a los carteles publicitarios que se realizaron en la década de 1920 para anunciar la feria de julio de Valencia.

Finalmente, en el tercio vertical derecho aparecen unas barracas situadas a la orilla de la Albufera en la que navega una barca. En la misma esquina inferior, para completar la imagen, aparece un racimo de naranjas, que adquiere un valor simbólico si consideramos a este fruto como el motor de la economía valenciana, símbolo local de riqueza y prosperidad, una exaltación del progreso ligado a la agricultura.

TARIFA DE PRECIOS DE SUCESORES DE HIJOS DE A. GALIANA CIA

En octubre de 1963 la empresa Sucesores de Hijos de A. Galiana Cía diseñó una campaña publicitaria basada en una imagen más actual y potente del tipismo.

Contraportada de la tarifa de precios de 1963 la empresa Sucesores de Hijos de A. Galiana Cía

En la contraportada del catálogo de productos de octubre de 1963 realizado por la empresa Metalofset de Barcelona presentó una imagen curiosa y diferente de las regiones de España, representada por una pastilla de turrón de Jijona en color rojo que es el rostro de un muñeco que posee pies y brazos en color negro. Para diferenciar a los 6 personajes se les dota de un sombrero o elemento característico de su región. Así podemos distinguir un bombín inglés, una barretina catalana, una boina vasca, un sombrero cordobés, un pañuelo de maño y una montera y una gaita asturiana.

Esta fue una forma de acercarse al mundo infantil, como así lo habían sido Pepito el Almendrito, de A.Monerris Planelles, la nueva imagen de La Jijonenca de 1969 y la marca Curro https://bgarrigos07.wordpress.com/2021/01/29/el-typical-spanish-en-la-publicidad-del-turron-a-mediados-del-siglo-xx-1-toros-y-toreros-marcas/; pero esto es otra historia.

Bernardo Garrigós Sirvent. Cronista Oficial de la Ciudad de Xixona.

BIBLIOGRAFÍA

GARRIGÓS SIRVENT, Bernardo, “El typical spanish en la publicidad del turrón a mediados del siglo XX (y2): monumentos, trajes folclóricos y flamenco”, El Programa, Xixona, Federació de Sant Bartomeu i Sant Sebastià, 2019, págs. 190-201.

GALIANA CARBONELL, Fernando, Anales y documentos históricos sobre el turrón de Jijona, Jijona, Consejo Regulador de la Denominación Jijona, 1986.

GARRIGÓS OLTRA, Lluis y GARRIGÓS SIRVENT, Bernardo, Historia Gráfica del turrón, Xixona, Almendra y Miel SA y Ajuntament de Xixona, 2009, pág. 49. Esta fotografía obtuvo el Primer premio en el I Concurso de Fotografía Antigua. Año 2002. Museo del Turrón.

riatradicionaldesegovia.blogspot.com.es/

http://traxegalego.com/

https://aprenderespanolenmadrid.wordpress.com/2012/01/03/traje-regional-segoviano-traje-tradicional-de-segovia-trajes-regionales-espanoles/  y http://indumenta

EL TYPICAL SPANISH EN LA PUBLICIDAD DEL TURRÓN A MEDIADOS DEL SIGLO XX (3): Monumentos

En la segunda mitad del siglo XX las empresas turroneras utilizaron diferentes reclamos publicitarios para acercarse a los turistas que llegaban a nuestras costas y a los emigrantes que residían en América. Para ello se intentó explotar la imagen típica de España, mediante la utilización de todos los tópicos relacionados con el mundo de la tauromaquia, los monumentos más representativos de la geografía española y en especial aquellos relacionados con la monarquía de los Austrias, cuando no se ponía el sol en los dominios hispánicos, y el tipismo de las diferentes regiones de España.

Los principales monumentos españoles fueron empleados por las empresas turrones ya desde la década de 1920. 

CAJA DE HOJALATA DE LLORENS Y CARBONELL & EL ESCORIAL

Una de ellas fue la empresa Llorens y Carbonell, quien utilizó la imagen de El Escorial como reclamo publicitario de sus productos. 

Caja de hojalata para membrillo de la marca La Jijonenca de la empresa Llorens y Carbonell

En la colección del Ayuntamiento de Xixona se conserva una caja prismática de hojalata de la marca La Jijonenca de la empresa Llorens y Carbonell destinada para dulce de membrillo. En la cara superior aparece el nombre de la marca, La Jijonenca, aunque en este caso no se incluye su anagrama. Debajo se halla el nombre del productor, Llorens y Carbonell. En el centro se reproduce una imagen ovalada del palacio real de El Escorial. Esta se enmarca por una orla de forma rectangular constituida por motivos florales. Esta decoración sigue los criterios estilísticos del Modernismo. Fue realizada por Cirages Français de Santander a finales de la segunda década del siglo XX. La Societé Générale des Cirages Français & Forges d’Hermebondt fue fundada por Jean Berthoud en París en el año de 1881. Inicialmente se especializó en la fabricación de productos para encerar y pulir, aunque rápidamente destacó en la confección de envases metálicos. A finales del siglo XIX abrió una factoría en Santander, que consiguió independizarse de su matriz en la década de 1960. GARRIGÓS OLTRA, Lluis y GARRIGÓS SIRVENT, Bernardo, Historia Gráfica del turrón, Xixona, Almendra y Miel SA y Ajuntament de Xixona, 2009, pág. 61

El Real Monasterio de San Lorenzo de El Escorial se encuentra en la localidad madrileña de San Lorenzo de El Escorial. Es un complejo integrado por un palacio real, una basílica, un panteón, una biblioteca, un colegio y un monasterio. Fue mandado construir por Felipe II. Fue diseñado por Juan Bautista de Toledo, aunque también intervinieron los arquitectos Juan de Herrera, Juan de Minjares, Giovanni Bautista Castello y Francisco Mora. Fue construido entre 1563 y 1584. Fue considerado como la octava maravilla del mundo. Su arquitectura marcó el paso del plateresco renacentista al clasicismo desornamentado. 

CAJA DE LA FÁBRICA GARCÍA ABELLÓ Y CIA & LA GIRALDA

Caja de hojalata para turrón de yema de la marca La Giralda de la empresa García y Abelló y CIA establecida en Buenos Aires.

La siguiente propuesta procede de allende los mares. En 1930 la empresa García Abelló y Cía domiciliada en Buenos Aires utilizó la fachada de la Giralda como emblema y marca de sus productos 

En la colección del Ayuntamiento de Xixona se conserva una caja prismática de hojalata para turrón de yema de 450 gr. producida por la fábrica de turrones y dulces García Abelló y Cía de la calle Pavón 4233-37 de Buenos Aires en la República Argentina. 

Toda la caja está cubierta por una decoración en damero de color rojo y oro. En el centro de la tapa superior aparece la fachada de la Giralda de Sevilla, que se inserta dentro de un rectángulo de color amarillo y en el que se reproducen diferentes modelos decorativos florales propios del modernismo. La Giralda es el nombre de los turrones y dulces que fabrica esta empresa. A los pies del dibujo también se dispone el nombre del monumento.

Según Fernando Galiana Carbonell [ 1986: 179-180] en las primeras décadas de 1900 había una fábrica en la República de Argentina, en concreto en la calle Pavón al lado de la calle San Juan, cerca del parque Chacabuco, en Buenos Aires propiedad de Rafael García Bertomeu. Rafael era natural Denia y había montado esta empresa a la que acudían un buen número de técnicos jijonencos, como: José Severiano García Soler, Roscat; Fernando Mira, Velemo o Desiderio Garrigós, Llegum. El propietario corría con los gastos de transporte de la mano de obra, que normalmente embarcaban en Cádiz sobre el 29 de agosto para regresar a España por San Antonio, 17 de enero; aunque mucho de ellos alargaban su temporada de trabajo quedándose a hacer dulce de membrillo y retornaban en el mes de abril.

Según este mismo autor la factoría tenía una verdadera capacidad productiva al fabricar más de 120.000 kg al año y contar con 5 boixets, 3 mecánicas malaxadoras y 3 bombos de grajear para peladillas y piñones. La almendra que empleaban la compraban en Buenos Aires a la firma Hermanos Arriaga, que la importaba de Xixona de Manuel García Sirvent, Barraqueta.

Conocemos que se han conservado al menos dos fotografías idénticas en propiedad de Laura Colomina y Antonio Bernabeu Soler en la que se observa a los operarios de la empresa posando junto a la maquinaria y al fondo sobre una pared se lee en un cartel que dice: 1920 // García Bertomeu Cia // Fábrica de Turrones y Dulces //   BA // SUCURSAL MONTEVIDEO ….// FESTEJAMOS EL TRIUNFO // ESTE BANQUETE DEMOSTRACIO /UNION DE NUESTROS COLABORADORES.

Nuestro envase es de una empresa llamada García y Abello y CIA situada en la misma calle Pavón, pero no podemos demostrar si existía alguna relación familiar o empresarial con Rafael García Bertomeu.

En 1955 la empresa de publicidad Lanza SA de Valencia diseñó para turrones A. Monerris Planelles una amplia campaña que incluía anuncios en prensa, tarjetas de representantes, sobres, etc. También se crearon diferentes lemas como: “Un día es un día”, “El mundo los conoce”, “El turrón de calidad a su justo precio”. 

Cartel diseñado por la empresa Lanza para A. Monerris Planelles en 1955

Uno de los carteles publicitarios muestra como a la sombra de la Giralda, principal monumento de Sevilla, se puede degustar en un ambiente festivo los turrones de El Almendro. A los pies del monumento aparecen las tres presentaciones del producto: cajitas de madera, latas de hojalata y envases de cartón y los lemas de esta campaña: “En el mundo entero // A. Monerris Planelles// .. es el primero”, “El turrón de calidad a su justo precio”. En la esquina inferior derecha aparece el sello de garantía de origen del Consejo Regulador del Turrón.

Lata de hojalata para aceite y jabones de la empresa Luca de Tena SA de Sevilla. http://www.todocolección.net

Hemos encontrado que en la década de 1960 se comercializaba aceite de oliva con la marca La Giralda por la empresa aceites y jabones Luca de Tena SA de Sevilla.

En la actualidad todavía se está comercializando de aceite de la marca Giralda de la empresa Deoleo de Alcolea provincia de Córdoba, con una imagen publicitaria similar la anteriormente expuesta.

Botella e aceite e oliva de la marca Giralda

CAMPAÑA PUBLICITARIA DE LANZA SA 1955 PARA A MONERRIS PLANELLES, ROUTE D’ESPAGNE

Una de las propuestas que realizó la empresa publicitaria Lanza SA en 1955 a la empresa A Monerris Planlles llevaba el nombre de Routes d’Espagne y proponía la visita a 7 ciudades españolas: Madrid, Barcelona, Burgos, Sevilla, Granada, Valencia y Jijona.  En cada ciudad se destacaban los principales monumentos y se acompañaba con una imagen del más representativo: La Cibeles (Madrid), La Sagrada Familia (Barcelona), la catedral (Burgos), La Giralda (Sevilla), el patio de los leones de la Alhambra (Granada); el Miquelet (Valencia), el Almendro en Jijona. El Almendro es el auténtico monumento de Jijona: “EL ALMENDRO, à contribué à faire de Jijona une ville commerciale internationalment connue”. Todos los textos están escritos en francés y estaba destinada a turistas de esta nacionalidad.

Campaña publicitaria de Lanza SA para A. Monerris Planelles. Propiedad de Josep Mateo.

CAJA DE HOJALATA DE A MONERRIS PLANELLES & EL ALCÁZAR DE SEGOVIA

Unos años más tarde esta misma empresa diseña una nueva campaña publicitaria. En las cajas de hojalata la imagen promocional es el Alcázar de Segovia.

Caja de hojalata para turrón de Alicante de la marca El Almendro

En la colección del Ayuntamiento de Xixona se conserva una caja prismática de hojalata de 6 kg de capacidad para turrón de Alicante de la marca El Almendro fabricado por la empresa Monerris Planelles SA.

Cara lateral de la caja de hojalata de Monerris Planelles SA.

En la cara lateral más grande delantera aparecen todos los datos del productor dentro de una orla dorada enmarcada por un rectángulo rojo en que se detallan todas las medallas conseguidas en diferentes exposiciones y certámenes. Dentro de este rectángulo en la esquina superior derecha aparece el anagrama de la marca El Almendro.

En la esquina inferior izquierda está el sello del fabricante del envase OM Linares.

En la cara lateral más grande trasera se ha incluido una fotografía a color de la ciudad de Jijona tomada desde la montaña de Santa Bárbara, donde se observa en su centro la planta productora de la empresa. Resalta porque sólo se ha construido una de las naves perpendiculares a la calle Nicolás Verdú y la más cercana al Barranc de la Font, de las tres que se edificaron. Además, todavía no se había construido el barrio de María Verdú, cuya licencia de construcción fue presentada por Rafael Sanchis Coloma, Vicente y Rafael Sanchis Verdú y aprobada por la comisión de gobierno del 22 de noviembre de 1958. Una imagen muy parecida, pero en la que sólo se observa la factoría aparece en la contraportada de la tarifa de precios de 1960 (MHTXobjeto 1439).

Cara lateral pequeña

En uno de los lados más pequeños aparece la clase del producto: turrón de Alicante, y en el otro, dentro de una circunferencia blanca y en letras del mismo color, se describen los ingredientes y se incluye el texto: PRODUCTO ESPAÑOL. En su esquina superior izquierda está el sello de garantía de origen.

En la tapa superior presenta una fotografía a color del Alcázar de Segovia que está enmarcada por un rectángulo negro y este a su vez por una cenefa ondulada. En la esquina inferior derecha aparece el nombre del monumento.

El alcázar se alza sobre un cerro en la confluencia de los ríos Eresma y Clamores en Segovia. Está documentado desde el siglo XII; aunque posiblemente su construcción fuera anterior. Ha servido como palacio real, prisión estatal, centro de artillería y academia militar. En la actualidad es un museo y posee algunos archivos militares.

Resalta por su típica fisonomía en forma de proa de barco. En sus formas recoge diferentes estilos arquitectónicos, ya que ha sido constantemente reparado y restaurado desde la época de Alfonso X hasta Felipe II. Fue la residencia de diferentes reyes de la corona de Castilla, en especial de Alfonso X, el Sabio (reinado 1252-1284). 

Entre sus muros se produjeron dos hechos históricos de gran relevancia simbólica como son: la proclamación de Isabel la Católica el 13 de diciembre de 1474, tras la muerte de su padre Enrique IV y la misa de velaciones (ceremonia litúrgica que se realiza con posterioridad a la misa nupcial para propiciar que los hijos de la pareja se educaran cristianamente) entre Felipe II y Ana de Austria el 14 de noviembre de 1570.

En 1762 Carlos III fundó en Segovia el Real Colegio de Artillería, que tuvo su sede en este monumento.

En 1931 fue declarado monumento histórico artístico. En 1953 se creó un patronato que es el responsable del museo que alberga sus salas.

Al levantar la tapa superior del envase en su interior encontramos el lema siguiente: “Han sido elaborados // para que Vd. // saboree lo mejor!”

Tarjeta Postal impresa por C.C.B.J. Mariano Royeula SL de Ávila. Década de 1980.

La fotografía utilizada por la empresa Monerris Planelles SA del Alcázar de Segovia es idéntica a la que se empleaba en las tarjetas postales de la época.  Aquí adjuntamos una tarjeta de 10 x 15 cm realizada por C.C.B.J. Mariano Royuela SL, de Arévalo, Ávila, de la década de 1980. 

LA CAMPAÑA UNA MARAVILLA ESPAÑOLA DE LA EMPRESA HIJO DE MANUEL SIRVENT SOLER: catedrales de España.

Posiblemente a finales de la década de 1970 la empresa turronera Hijo de Manuel Sirvent Soler, fabricante nacional nº 35 lanzó una campaña basada en la imagen de diferentes catedrales de España, que iban acompañadas con el lema: “Una maravilla española”. En el Museo del Turrón se conservan dos ejemplares con las fotografías de las catedrales de Sevilla y Santiago de Compostela.

Envase para turrones de la empresa Hijo de Manuel Sirvent Soler con la imagen de la catedral de Sevilla.

El envase en el que se reproduce la catedral de Sevilla posee forma prismática y está destinada a una tableta de turrón imperial de 300 gr de la marca 1880. Al ser un producto dedicado a la exportación el listado de ingredientes aparece tanto en castellano como en inglés.

La tapa posterior de distribución horizontal aparece dividida en cuatro cuartos. De ellos, uno está destinado al nombre de la marca: ”Turrones 1880”, acompañado por el lema: “El mejor turrón del mundo”. La palabra turrón se inserta dentro de una cenefa, cuyo contorno es azul, el fondo blanco y el texto en gris. En el centro de esta se inserta un rectángulo rojo con el anagrama de la marca 1880. Debajo se halla un hexágono irregular de fondo blanco con el texto en color morado.

En los otros tres cuartos se halla una fotografía de la fachada Sur de la catedral de Sevilla, en cuyo centro se observa la puerta de San Cristóbal o del Príncipe.

La catedral de Santa María de Sevilla es el templo gótico con mayor superficie del mundo. En 1987 fue declarado por la Unesco Patrimonio de la Humanidad y en 2010 Bien de Valor Universal Excepcional. 

Fue construida sobre la antigua mezquita, cuyo alminar (la Giralda) y patio (patio de los Naranjos) aún se conservan. Documentalmente se sabe que los trabajos de la construcción de este gran templo cristianos comenzaron en 1433 y posiblemente las obras principales finalizaron a finales del siglo XVI, aunque posteriormente se han realizado diferentes intervenciones para añadir nuevas dependencias o consolidar o restaurar los desperfectos ocasionados por el paso del tiempo o circunstancias extraordinarias. El templo acoge los restos mortales de Cristóbal Colón y de los reyes de Castilla: Pedro I el Cruel, Fernando III El Santo y su hijo, Alfonso X el Sabio.

Otro de los envases de cartón conservados en el Museo del Turrón está destinado a una tableta de 150 g de turrón de Jijona de la marca 1880. El listado de ingredientes también aparece en castellano e inglés.

Envase para turrones de la empresa Hijo de Manuel Sirvent Soler con la imagen de la fachada del Obradoiro de la catedral de Santiago de Compostela.

Debido a que la fachada del Obradoiro posee una forma vertical, la tapa posterior del envase también presenta esta distribución. En este caso la fotografía ocupa toda la tapa y a los pies de la fachada se halla el nombre de la marca y el lema de esta campaña.

Según la tradición, la catedral de Santiago de Compostela acoge el sepulcro de este apóstol. A lo largo de la edad media se convirtió en centro de la peregrinación de Europa, a través del llamado Camino de Santiago, que sirvió de punto de entrada de los principales movimientos culturales. La construcción de la actual catedral comenzó en 1075, siendo consagrada en 1128. Posteriormente ha sufrido un buen número de ampliaciones y restauraciones que permiten contemplar diferentes estilos artísticos desde el románico al barroco.

La fachada que da a la plaza del Obradoiro fue construida en el siglo XVIII por Fernando de Casas Novoa para proteger el pórtico de la Gloria románico de las inclemencias meteorológicas. Una de sus principales características son unos ventanales acristalados que iluminan la antigua fachada románica. Esta fachada se ha convertido no sólo en un símbolo de la catedral, sino de la propia ciudad, prueba de ello es que aparece en el reverso de las monedas españolas de 1, 2 y 5 céntimos de euro. 

En 1896 fue declarada Bien de Interés Cultural y en 1985 la Unesco la declaró patrimonio de la Humanidad.

ENVASES DE CARTÓN DE LA EMPERSA VDA. DE WENCESLAO MONERRIS ROVIRA.

Envase de cartón de la empresa Vda e Wencesloa Monerris Rovira de la colección particular de David Beltrá Torregrosa

En la década de 1950 la empresa Vda. de Wenceslao Monerris Rovira diseñó una cajas prismáticas de cartón para turrones y dulces de sus marcas La Colmena y San Jorge muy coloristas. El fondo lo constituía el dibujo de las flores de almendro. Con el nombre del productor en la parte superior. En su centro brotaba una especie de óvalo que contenía dibujos de diferentes monumentos de España. En la colección particular de David Beltrá Torregrosa se conservan dos envases un con una perspectiva el exterior de la Alhambra de Granada y otro con un dibujo del monumento a Cristóbal Colón de Barcelona realizado en conmemoración de la Exposición Universal de 1888 por el arquitecto Cayetano Buigas. A ambos lados de este óvalo aparecen una especie de medallas con el anagrama de las marcas: La Colmena y San Jorge. En la esquina superior izquierda se ha impreso el sello de garantía de origen del Consejo Regulador del Turón, fundado en 1939

Envase de cartón de la empresa Vda e Wencesloa Monerris Rovira de la colección particular de David Beltrá Torregrosa.

Hemos podido comprobar como en las décadas centrales del siglo XX las empresas de turrones y dulces emplearon los principales monumentos de la geografía española para productos destinados a exportación y en especial al caudal de turistas que comenzaban a llegar a nuestras playas.

Bernardo Garrigós Sirvent. Cronista oficial de Xixona.

BIBLIOGRAFÍA

GALIANA CARBONELL, Fernando, Anales y documentos históricos sobre el turrón de Jijona, Xixona, Consejo Regulador de la Denominación Jijona, 1986.

GARRIGÓS SIRVENT, Bernardo, “El typical spanish en la publicidad del turrón a mediados del siglo XX (y2): monumentos, trajes folclóricos y flamenco”, El Programa, Xixona, Federació de Sant Bartomeu i Sant Sebastià, 2019, págs. 190-201.

EL TYPICAL SPANISH EN LA PUBLICIDAD DEL TURRÓN (2): imágenes de toreros

Otra forma de acercarse por parte de los empresarios turroneros jijonencos y sus publicistas al mercado exterior y a los turistas que comenzaban a llegar en tropel a finales de la década de 1950 y en la siguiente fue la de utilizar imágenes de tauromaquia en los envases de turrón. Estas imágenes no eran novedosas, sino que bebían su inspiración en las tarjetas postales que circulaban en la época. 

En un artículo anterior https://bgarrigos07.wordpress.com/2021/01/29/el-typical-spanish-en-la-publicidad-del-turron-a-mediados-del-siglo-xx-1-toros-y-toreros-marcas/ descubrimos las marcas que tienen como protagonista al mundo de la tauromaquia

1.-ENVASES PARA TURRONES Y DULCES

Caja prismática de la empresa Sucesores de Vda. de Wenceslao Monerris Rovira

Detalle del catálogo de la empresa Sucesores de Vda. de Weneslao Monerris Rovira

Una de estas primeras utilizaciones aparece en el interior del catálogo de productos de 1958 de la empresa Sucesores de Vda. de Wenceslao Monerris Rovira, productora de las marcas La Colmena y San Jorge. En la esquina superior izquierda se observa una caja prismática de corcho denominada Estuche de Navidad, que exteriormente se envolvía con papel celofana. Este envase contiene 24 porciones de 50 g., surtidas de turrones de las variedades: Jijona San Jorge, Imperial Selecto y Yema Tostada, complementán-dose este lote con un paquete de 175 g. de peladillas y otro igual de garrapiñadas.

Había también otros dos envases de menor capacidad: uno que contenía 12 porciones surtidas y los dos paquetes de dulces y un segundo, mucho más pequeño con sólo 15 porciones surtidas. 

En la zona inferior izquierda del envase se reproduce una imagen a todo color en la que un torero de rodillas recibe al toro con el capote. En el centro de la parte superior aparece el nombre de este tipo de producto “Estuche de Navidad” y debajo el nombre del fabricante.

En la imagen aparece un torero ejecutando la suerte del capote larga cambiada mientras que el toro le enviste con la cara alta. Las referencias a la plaza de toros están sumamente diluidas y representadas por la arena y por la silueta difuminada al fondo de un burladero.

Caja prismática de la empresa Monerris Planelles SA

En la década de 1960 la empresa Monerris Planelles SA utilizó para su marca estrella El Almendro un envase prismático de cartón cuyas dimensiones son: 6,8 x 16,6 x 2,5 cm. Compositivamente resulta muy interesante puesto que el anverso del envase está organizado horizontalmente, mientras que el reverso lo está verticalmente para poder encajar el dibujo. Además, el reverso se ha dividido en tercios, ocupando el dibujo los dos tercios superiores.  Aunque este dibujo se prolonga por las dos caras laterales de menor tamaño.

Envase de turrones El Almendro

Como imagen se ha insertado a un torero que está dando un pase de pecho con la muleta. El diseñador utiliza una pincelada suelta con predominio de la mancha sobre los contornos. En el tercio inferior se ha impreso el nombre del fabricante sobre un fondo rojo y con letras blancas, colores identificativos del producto en la década de 1960.

En las otras dos caras laterales pequeñas aparecen los ingredientes y unos textos muy significativos escritos, en una cara en castellano y, en la otra, en inglés: “Spanish nougat candy” y “Product of Spain”. Mientras que en el anverso debajo del anagrama de la marca se imprimieron las palabras “TURRON ESPAÑOL”.

Caja de plástico de turones El Lobo

En esa misma década otro de los productores que empleó el mundo taurino en la publicidad de sus turrones y dulces fue la empresa Hijo de Manuel S. Soler, quien puso en el mercado una caja prismática de plástico para dulces a finales de la década de 1960 o principios de la siguiente.

Envase de plástico de la marca El Lobo de la empresa Hijo de Manuel S. Soler

En la parte superior derecha de la tapa aparece en color rojo, en minúscula, con tipografía de imprenta la marca: “turrones El Lobo”, aunque el tamaño de estas dos últimas palabras es el doble que la primera, para resaltar el valor de la marca. En la parte inferior derecha con letras en inglés “Elaborated by” se identifica a la empresa.

El dibujo se halla en la zona derecha donde un torero con un traje de luces amarillo ejecuta la suerte de la muleta y el pase de pecho. No hay ninguna referencia a la plaza e toros. En este diseño destaca la utilización de trazos y manchas cortas, que ayudan a perfilar el dibujo. No existe un silueteado de la figura.

Caja de hojalata de turrones Toni y María

A principios de la década de 1970 la empresa A. Monerris Llinares SA, elaboradora de los turrones Toni y María, comercializó las tortas imperiales en diferentes envases de hojalata que utilizaron un motivo taurino.

Bote de hojalata de tortas imperiales de la empresa Francisco Sala Miquel SA

En el catálogo de productos de septiembre de 1970 conservado en la colección municipal, podemos contemplar una triple presentación en botes de hojalata de diferentes tamaños. Un primer bote de 3 kg para 15 tortas imperiales de 200 g, un segundo envase de 800 g para 4 tortas y un tercero de 600g para 3 tortas del mismo peso.

El motivo era un torero de espaldas utilizando la suerte con muletas y dando un pase natural.

2.-OBJETOS PUBLICITARIOS

La tauromaquia como recurso publicitario no sólo se utilizó en los envases de los turrones y dulces, sino que en la década de 1960 y 1970 se amplió su campo de acción hacia los objetos publicitarios. Calendarios, banderines, pai pai, carteles publicitarios impresos por las empresas turroneras se llenaron de escenas taurinas buscando a los posibles turistas que llegaban a nuestro país. 

Pai pai de la marca El Lobo.

En la década de 1960 la factoría de Hijo de Manuel S. Soler puso en el mercado un pai pai de cartón para publicitar su marca El Lobo. Sus dimensiones son: 18 x 12 cm (alto x ancho), fue diseñado por Reclamos F. Puig de Barcelona y se puede contemplar en el Museo del Turrón. 

Pai pai de la marca El Lobo

En el centro del anverso se inserta un rectángulo vertical con un dibujo con trazo suelto de un torero que da un pase de pecho con la muleta y de fondo el coso taurino. En la esquina inferior derecha junto a la firma un sombrero cordobés refuerza el valor simbólico de la escena. Este dibujo esta realizado de forma naturalista y realista. Acompañando al rectángulo y sobre un fondo rojo aparecen las siluetas en negro; a la izquierda de un hombre vestido con el traje de cordobés y; a la derecha la de una mujer que luce el traje de sevillana. Estas figuras esta trazadas de forma esquemática.

En la zona del mango sobre fondo blanco se inserta el texto: “Recuerdo de España” en castellano, inglés, francés y alemán. Sobre estas palabras se dispone la silueta en rojo de una guitarra, imagen gráfica del flamenco, uno de los tópicos por excelencia que representa a España.

En el reverso, que es de color crema, se ha impreso unas frases que incitan al consumo del producto: “¿lo probó? ¿le gustó? // por favor recomiende a sus amistades” seguida del nombre de la marca “Turrones El Lobo // JIJONA (ESPAÑA)” y de una frase que pretende publicitar la calidad del producto a través de su antigüedad “Casa fundada en 1725”.

Calendario de la marca El Lobo

Esta misma sociedad comercial en la década de 1960 regaló a sus clientes calendarios cuya parte superior se estampó sobre cartón por la empresa Reclamos F. Puig de Barcelona alguna imagen taurina. Sus dimensiones son: 32,7 x 23,8 cm (alto x ancho). 

Calendario de turones El Lobo

En el Museo del Turrón se conservan dos ejemplares. En el primero presenta un dibujo, realizado con trazo muy suelto, de un torero que está utilizando la suerte con muleta y dando un pase de pecho ayudado por alto. 

Calendario de turrones El Lobo

En el segundo el torero, que luce un traje blanco, realiza con la muleta un pase natural. En la parte inferior del dibujo se halla el nombre de la marca “Turrones El Lobo // JIJONA // (ESPAÑA).

Carteles anunciadores de corridas de tela

Conocemos por diferentes carteles anunciadores de tela, que se conservan en la colección del Ayuntamiento de Xixona, que durante el verano de 1966 la empresa Monerris Planelles SA fue más allá en el mundo del marketing y patrocinó diferentes corridas de toros a lo largo de la geografía española. Durante estos festejos actuó un novillero apodado, curiosamente, El Almendro.

Carteles anunciadores de tela de la empresa Monerris Planelles SA

Todos los carteles presentan las mismas características: un torero a la izquierda, el texto a la derecha y a los pies el anuncio de la marca de turrones y dulces El Almendro. En este anuncio adquiere, por sus dimensiones, gran protagonismo la figura de Pepito el Almendrito.

La relación de festejos es la siguiente:

  1. Feria Taurina de Alicante programada del 23 al 29 de junio de 1966 con cinco corridas de toros.
  2. Fiestas en honor de San Juan y San Pedro durante los días 23, 24, 26, 29 y 30 de junio de 1966 en la Monumental de Barcelona. El día 24 de junio se lidiaron 6 novillos por: El Macareno, Paquirri y el Almendro. En este cartel se aprovecha la ocasión para citar la delegación de Monerris Planelles en Cataluña, sita en la calle Juan de Garay 44 de Barcelona. 
  3. Feria de Málaga celebrada del 31 de julio al 7 de agosto de 1966 con 8 magníficas corridas de toros. 
  4. Feria de la Semana Grande de San Sebastián con 9 corridas de toros, del 13 al 21 de agosto de 1966.
  5. Feria de Murcia con 4 corridas de toros y una novillada programadas del 4 al 9 de septiembre de 1966. El 4 de septiembre se organizó una novillada con: El barquillero, Almendro y Ricardo Fabra. 

Estos carteles fueron diseñados por la empresa Exclusivas ALCE y realizados por la imprenta Suarez.

Banderines

Los banderines fue otro sistema publicitario utilizado para publicitar los turrones y dulces jijonencos. En la colección del Ayuntamiento de Xixona conservamos tres banderines, de otras tantas empresas: Monerris Planelles, A. Galiana y Antiu Xixona que apostaron por el empleo de tópicos e imágenes taurinas para promover sus productos entre sus clientes.

Banderín de Monerris Planelles SA

Banderín de la marca El Almendro de la empresa Monerris Planelles SA

La empresa A Monerris Planelles utilizó el banderín de mayor tamaño, el cual presenta una forma triangular.  En la base del triángulo isósceles se rotula con letras negras, centradas y en mayúscula el nombre de la empresa: TURRONES // MONERRIS PLANELLES. Seguidamente aparece el dibujo realizado con colores vivos predominando los ocres, amarillos y rojos. Las figuras no están silueteadas sino que son pinceladas libres y manchas de color las que configuran la imagen del toro y del torero. No hay referencia a la plaza. El torero vestido de oro y verde ejecuta la suerte con muleta de un natural. En el vértice donde se unen los dos lados iguales se ha dispuesto el nombre de la marca con letras centradas y en minúscula: el almendro, y debajo su anagrama y las palabras JIJONA/ESPAÑA. Rematando el vértice aparece la bandera de España.

Banderín de la empresa A. Galiana

Banderín publicitario de la empresa A. Galiana

La empresa A. Galiana también repartió un banderín publicitario. Posee una forma pentagonal con un vértice apuntado en su parte inferior. En la parte superior, sobre el fondo del emblema nacional, se observa a la izquierda la palabra: “turrones” en minúscula y con caracteres de imprenta, en el centro el escudo de la ciudad de Xixona, aunque sin la L y F que suele aparecen a los lados y por último a la derecha la palabra “Galiana”, en minúscula y con caracteres que simulan estar hechos a mano.  Debajo aparece en letras mayúsculas, centradas y a color el nombre de uno de los  distribuidores de la empresa en los Estados Unidos: C.P.A. // 1060 W. TEMPLE STREET // LOS ANGELES // CALIFORNIA.

En esta ocasión se ha apostado por una imagen diferente al ser el protagonista un banderillero en el momento de clavar las banderillas sobre el lomo del animal y este enviste con la cara levantada. En esta ocasión el contorno de las siluetas está marcado con trazos negros amplios; en cambio en el interior predomina la pincelada suelta y la mancha de color, creando unas figuras de fuerte impacto. Al fondo unos trazos simulan el burladero.

Banderín de la empresa Sanchis Mira e hijos

Banderín de la empresa Sanchis MIra e hijoa

La empresa Sanchis Mira e hijos utilizó un banderín de forma cuadrangular con un vértice inferior apuntado. 

En el banderín se juega con uno de los lemas más populares de la marca: ¡Queremos turrón, turrón, turrón, pero que vea que sea! Antiu Xixona”. En la parte superior los rostros: a la izquierda de un niño ataviado con un sombrero cordobés y a la derecha, de una niña con una peineta, pronuncian las palabras: “turrón, turrón, turrón”. En la parte inferior una niña vestida con el traje de volantes y luciendo una peineta, que pronuncia con un ligero acento andaluz: ¡pero que vea que zea! // ANTIU XIXONA. 

En el centro del banderín, apenas silueteado con trazos negros, se encuentra un torero que acaba de dar muerte al toro y brinda al tendido.

Como hemos podido comprobar desde finales de la década del 1950 y durante las dos siguientes décadas los publicistas intentaron aproximarse al mundo del incipiente turismo, que llegaba a nuestras costas, y a las capas más populares de nuestra querida España mediante el empleo de la tauromaquia como elemento identificativo de los valores más arraigados de la cultura española. Así, no sólo los envases de turrones y dulces, sino también los incipientes objetos publicitarios, como calendarios, paipáis, banderines se vieron cubiertos con las imágenes estereotipadas de toreros y picadores. 

Los productos que se ofrecían eran de una calidad inferior con la finalidad de conseguir mejores precios y abarcar a la mayor cantidad de consumidores. Además, muchos de ellos estaban destinados a la exportación, con lo que a su precio de producción había que sumar el costo del transporte hasta los puntos de venta en tierras allende el océano.

Esta imagen típica y tópica se complementó en aquellos tiempos con la utilización también de monumentos y trajes tradicionales de las diferentes regiones que configuraban nuestra patria, aunque estos ejemplos quedarán en el tintero para ser desarrollados en la próxima edición.

BERNARDO GARRIGÓS SIRVENT. Cronista Oficial de Xixona.

Simbología de la festividad de La Candelaria

Una de las fiestas más arraigadas en nuestra Xixona, sin lugar a dudas ,es la de la Candelaria. Esta festividad tiene en la actualidad una significación profundamente cristiana.

La Festividad de la Candelaria marca el fin de un ciclo y el inicio de otro, tanto para la tradición cristiana, como para el mundo mistérico anterior , como para el ciclo de la naturaleza. Para la tradición cristiana esta festividad supone el límite entre el Jesús en el pesebre y el Jesús niño, para la naturaleza este día marca el fin del invierno y relacionado con este hecho existen una serie de ritos de fertilidad y renovación de carácter antiquísimo

Para la Iglesia católica la fiesta de la Candelaria conmemora  el acto de la purificación de la Virgen María después del parto de Jesús y el de la presentación de éste en el templo.

La Ley de Moisés prescribía que cuando una mujer había tenido un niño varón debía considerarse impura durante siete días, estando obligada a ir al templo para ser purificada, lo que no podía hacer hasta treinta y tres días después de cumplido aquel septenario. Si el nacido era niña, el tiempo que debía transcurrir hasta ir la madre al templo a purificarse era doble, o sea de sesenta días.

La madre al presentarse en el templo debía llevar un cordero y un palomo o una tórtola para sacrificarlo, pues este era el medio para limpiarse de la mancha del pecado. Si la mujer era pobre, le bastaba con ofrecer dos pichones o dos tórtolas. Hecha la ofrenda, el sacerdote rezaba una oración por la mujer, y así quedaba esta purificada. María se encontró en este último caso. María se sometió a ley mosaica presentando a su hijo al sacerdote, y Dios aprovechó aquella ocasión para que pudieran contemplar al Mesías prometido.

Simeón recibe a Jesús cuando este es presentado por sus padres en el  templo de Rembrandt – http://www.mauritshuis.nl : Home : Info : Pic, Dominio público, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=157936

El origen de esta fiesta se pierde en el comienzo de la vida. Esta festividad hay que relacionarla con el transcurrir de las estaciones, ya que sin dudarlo esta fecha el 2 de febrero es considerada popularmente como el final del invierno.

La adopción de esta fiesta de orígenes paganos por el mundo cristiano remontan a los tiempos primogénitos del cristianismo. La Iglesia de Jerusalén en la primera mitad del siglo IV celebraba esta fiesta con una procesión hacia la basílica de la Resurrección de Constantino. De allí, se propagó por todo el orbe católico. En todo el Imperio de Oriente fue introducida por Justiniano I en 542. En occidente fue el papa Gelasio I(492-496)quien introdujo esta celebración para abolir los excesos y las supersticiones de los romanos, que con el nombre de Lupercales eran celebradas en el mes de febrero. La procesión con luces se la encuentra sin interrupción desde principios del siglo V en el Oriente como parte de la fiesta.

El nombre de esta celebración procede de que durante la celebración de la misa se bendecían y entregaban a los fieles unas candelas o velas. Las pequeñas se repartían entre los fieles y las grandes entre el clero, autoridades y aquellas personas que daban una limosna. Después de la bendición se procedía a realizar una procesión en el interior del templo.

Procesión de las candelas en Tenerife. Foto del Sol del Sur de Tenerife

Las candelas tenían una triple función; pues servían para: alejar las tempestades y el granizo y las brujas y malos espíritus; para recuperar la salud cuando había caía enfermo y para impedir que el mal y las enfermedades pudieran atacar al ganado.

Las candelas representan la luz y la claridad de Jesús. Tienen que hacerse con cera virgen, ya que simbolizan la pureza virginal de María.

Festes de La Candelaria 4 de febrer de 2006

Existía la costumbre de que las mujeres embarazadas, especialmente si están en avanzado estado de gestación, asistieran a la procesión. Ya que creían que podría asegurarles un buen embarazo y un buen parto. Si durante el curso de la misma se les apagaba la candela era señal de que tendría un niño muerto, si llevaban dos candelas encendidas en lugar de un hijo tendrían gemelos. Las mujeres que habían tenido un hijo muerto tenían gran interés en asistir a la procesión; ya que pensaban que su hijo, desde el limbo, veía la lucecita de la candela que su madre llevaba en la mano.

Hasta el día de la Candelaria no se consideraba que las fiestas navideñas habían terminado, ya que las mismas duraban 60 días, desde el 8 de diciembre festividad de la Purísima hasta dicho día. Era también el último día en que se tenía expuesto el belén. Este día se aprovechaba para celebrar una fiesta casera, consistente en cantar las últimas canciones al nacimiento y durante dicha celebración un adulto se daba cuenta que la figura del Jesusito había desaparecido, entonces los niños de la casa se dedicaban a buscarla afanosamente. Transcurrido un cierto tiempo el adulto comentaba que esta figura se había ido del Belén y se había escondido en el bolsillo del niño más pequeño. Entonces, éste rebuscaba en sus bolsillos y encontraba la figura. En este momento se les explicaba que ese día se había calzado a Jesús, que era ya un hombrecito, y que podía cuidarse sólo; por eso se había escapado del Belén. Desde aquel día había que adorar a Jesús no ya como un niño sino como un hombre y por eso ya nos podíamos deshacer del Belén y ponerlo en los altares.

Porrat de la Candelera. http://www.costablanca.org

Relacionado con la suposición de que este día marcaba el fin del invierno y el inicio de la primavera está una creencia muy antigua y común a muchos pueblos europeos , que dice , que en el día de la Candelaria el oso, que ha estado todo el invierno durmiendo dentro de su cueva, se despierta. Saca la pata fuera de la cueva y si llueve o hace mal tiempo sale de su cueva y hace vida normal; pero si hace buen tiempo, se vuelve a acostar y duerme durante cuarenta días más. El oso simboliza el genio de la naturaleza, que pasa como dormida los fríos del duro invierno y que revive con el buen tiempo, representado por la lluvia fecundadora y vivificadora. En la literatura popular existen una serie de refranes que apoyan esta suposición ,como:

”Quan la Candelera plora, // l’hivern ja és fora, // i si no plora, // ni dins ni fora”.

“Quan la Candelera plora, // el fred és fora; // quan la Candelera riu; // el fred és viu; // tant si plora com si riu // ja ve l’estiu”.

“Si per la Candelària neva, trenta dies mes estarem en ella”.

Otras tradiciones relacionadas con este día son las siguientes. Cuando la Virgen María iba a presentar a Jesús al templo, la lechuza desde la cima de un árbol, al verlos pasar, y para expresar su admiración y alegría hizo: u,u,u,u,u,u,u,u, y el niño se asustó y comenzó a llorar. María la maldijo y la condenó a volar sólo de noche y poder salir durante el día y a rondar por los cementerios. Durante este trayecto la Madre de Dios se sintió cansada y se sentó al pie de un granado, el cual bajo sus ramas para hacerlos de dosel y abrigarlos. La Virgen , en agradecimiento , lo bendijo.

Verge de la Candelera de Xixona

Hoy es el día en que florece el romero. Según la tradición la Virgen lavaba la ropa de Jesús todos los sábados. Al ir a tenderla todas las plantas se encogieron, para que la humedad no les perjudicara debido al frío intenso de aquella época. El romero, generoso, extendió a un si cabe más sus ramas y llamó a María para que pusiera sobre él la ropa de Jesús. La Virgen le concedió el don de poder florecer en cada una de las cuatro fiesta de la Virgen María. Por su parte el sol salía cada sábado para así poder secar la ropa del niño Jesús. De aquí procede el refrán:

“No hi ha dissabte sense sol, // ni viudeta sense dol, // ni donzella sense amor, // ni pena sense dolor.

También se pensaba que en el día de la Candelaria se casaban los pájaros y que por tanto era pecado salir a cazarlos.

Bernardo Garrigós Sirvent, Cronista Oficial de Xixona.

A %d blogueros les gusta esto: